Ocho familias de Viveiro realojadas después de 30 años en sus casas, por una orden de derribo

Tres décadas después se ejecuta una sentencia por exceso de altura en la calle Nicolás Cora que les obliga a un traslado temporal


VIVEIRO / LA VOZ

Aunque sabido, este viernes fue un día difícil para las familias que han de abandonar su casa de un edificio de la calle Nicolás Cora, en Viveiro, para ejecutar una sentencia de hace casi 30 años por exceso de altura. Será un realojamiento temporal, de tres meses o algo más, mientras duren las obras; habrá que tirar la cubierta del edificio y adaptarla a la altura que legalmente le corresponde. Abandonar una casa en la que llevas viviendo tantos años es una experiencia amarga, así nos lo relataban algunos de los afectados, a pesar de que era algo esperado.

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

Ocho familias de Viveiro realojadas después de 30 años en sus casas, por una orden de derribo