«Fiché por el Viveiro por amor»

El central porriñés renunció a competir en categoría nacional para instalarse junto a su hijo y su pareja en la ciudad del Landro


Los sentimientos y las ganas de vivir el día a día junto a su hijo, Xoel, y su pareja, Cristina, impulsaron a Aitor Freiría (O Porriño, 1989) a alejarse de la alta competición y regresar a los orígenes de su carrera, las ligas modestas. El exjugador del Handbol Club Eivissa (Ibiza) y el Balonmán Cañiza, entre otros, compite desde principios de temporada con el Balonmán Galipizza Viveiro, un equipo con pedigrí en Segunda Autonómica en el que se ha erigido en uno de los puntales y de los mejores goleadores.

-¿Cómo llega a Viveiro y a un equipo tan modesto un porriñés que triunfaba en Ibiza en una categoría nacional?

-Podríamos decir que fiché por el Viveiro por amor. Por amor a mi familia. Mi pareja es de aquí y cuando nació nuestro hijo Xoel tuve claro que quería estar junto a ellos, y a medida que pasa el tiempo más satisfecho estoy de haber tomado esa decisión.

-Deportivamente dio varios pasos atrás.

-Cierto, pero una situación como la mía lo que menos te importa es jugar más arriba o más abajo. Además, desde siempre he valorado mucho la camaradería en los equipos, el buen ambiente, y en el Viveiro esto es uno de sus puntos fuertes. El grupo que hay es fantástico, se respira muy buen rollo, por esto estoy tan a gusto. Y aunque es un club humilde, creí que llegaba a un equipo de menos nivel, me sorprendió gratamente la calidad que hay.

-En el apartado ofensivo no hay mejor equipo en Galicia. Al menos en el promedio goleador, que ahora es de 34,5 tantos.

-En ataque vamos sobrados, y no me gustaría que esto se malinterpretara. Lo que quiero decir es que tenemos una capacidad y una mentalidad ofensiva muy superior a la de la mayoría de los equipos de la categoría.

-¿Obedece a las características de la plantilla o es cosa del entrenador?

-Las dos cosas tienen mucho que ver. Javi [Villares], el entrenador, nos inculca esa manera de jugar y además tenemos muchos jugadores muy buenos en ataque y muy hábiles en la definición.

-Quedan siete jornadas para el final de la liga regular y el Viveiro es tercero a cinco puntos del líder y con un partido menos. ¿Es posible acabar la liga regular en el primer puesto?

-Complicado, lo veo muy complicado. El Bueu no ha perdido ningún partido y está ganando con bastante solvencia... El segundo puesto es más factible, aunque necesitaríamos ganar prácticamente todos los partidos que nos quedan.

-No será fácil. Por el camino se encontrarán al Bueu, el Moaña y el Deza, entre otros.

-El calendario no nos favorece, es verdad, pero tengo confianza plena en el equipo. Si nos acompaña un poco la suerte podemos firmar un final de liga muy meritorio.

-Este año se estrenó como entrenador.

-Estoy dirigiendo al equipo infantil y formo tándem con Nacho en el alevín. Ya se sabe cómo son los niños, hay que tener mucha paciencia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

«Fiché por el Viveiro por amor»