El ADIF abre expediente a altos cargos por supuestos sobornos en el AVE gallego

Prevé investigar también la calidad de los materiales en el tramo Ourense-Amoeiro

.

redacción / la voz 06/06/2017 11:18 h

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) acaba de reconocer, en una respuesta parlamentaria, que ha procedido a abrir expedientes internos a altos cargos de la compañía pública a raíz de la investigación judicial que trata de determinar si directores de obra y otros cargos del administrador ferroviario aceptaron sobornos -en dinero o en regalos- de la empresa Isolux Corsán en distintas obras de alta velocidad por toda la geografía española, incluida Galicia, con el objetivo de que se aprobaran modificaciones de proyecto que elevaran los ingresos por las adjudicaciones. El ya conocido como caso ADIF está siendo instruido por un juzgado de Barcelona, pues fue en Cataluña donde se iniciaron las investigaciones por presuntos sobornos en la construcción del AVE en Cataluña. Un informe de la Guardia Civil posterior a estas pesquisas siguió el hilo de las irregularidades y comprobó que también se llevaron a cabo en el tramo de la línea de alta velocidad Santiago-Ourense entre la capital ourensana y Amoeiro, adjudicado en el 2003 a la constructora Isolux Corsán. Esta línea está en servicio desde diciembre del 2011 y en julio del 2013 sufrió a las puertas de Santiago el accidente más grave de la alta velocidad española.

«Se ha procedido a la apertura de los correspondientes expedientes encaminados a esclarecer las actuaciones que se desprenden de los informes que obran en el sumario», explica el Gobierno en su respuesta a la pregunta de la diputada de En Marea Alexandra Fernández. También informan de que aún no se dispone de conclusiones en estas investigaciones internas, pues se encuentran en tramitación. El administrador ferroviario asegura que exigirá «todas aquellas responsabilidades que corresponda adoptar en el proceso penal en el que el ADIF se encuentra personado como acusación particular, y las de índole disciplinaria se adoptarán en lo que la pendencia del proceso penal permita». En cualquier caso, el ADIF cree que el citado informe de la Guardia Civil «debe ser objeto de indagación para su completo esclarecimiento». Una vez comprobado que es cierto, se exigirán responsabilidades, alegan.

La Guardia Civil detalló en su informe que el hormigón empleado en el tramo Ourense-Amoeiro «no ofrecía la resistencia suficiente para el encofrado» y que, a pesar de ello, la empresa evitó revisar la obra. Alexandra Fernández preguntó al Gobierno qué medidas se iban a adoptar para corregir estas deficiencias. El Ejecutivo responde que, si se prueba que fue así, adoptará «todas aquellas medidas que sean necesarias para comprobar la calidad de los materiales».

Viaje para asistir a la Supercopa

El que entonces era director de las obras del AVE en la provincia de Ourense, L. M. V., fue invitado junto a un acompañante por la empresa Isolux Corsán a la Supercopa de Europa de fútbol en Mónaco, un viaje con estancia en Niza valorado en unos 1.500 euros, según el informe de la Guardia Civil. Los agentes relacionan este regalo, que en la jerga interna de la empresa denominaban «tsunamis», con el intento de lograr una modificación que elevara el precio de la obra entre Ourense y Amoeiro a 125 millones de euros.

Votación
16 votos
Comentarios