Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

El octogenario que arrolló al ciclista muerto y a diez heridos renovó el carné hace un mes

El conductor atropelló a un pelotón y se teme por la vida de otro de los deportistas

L.mígueza Guarda / la voz, 13 de marzo de 2016. Actualizado a las 13:45 h. 13

0
0
0
0

El octogenario que ayer arrolló a un pelotón de ciclistas en Oia con el resultado provisional de un muerto y diez heridos, tres de ellos graves, «había renovado el carné de conducir hace un mes». Así lo confirmó el abogado de M.B.A.L., de 86 años, después de que el conductor prestara declaración en el cuartel de la Guardia Civil de A Guarda. El letrado Roberto Álvarez Carrero manifestó a la salida que «mi defendido tiene toda la documentación en regla y colaboró totalmente con la justicia contestando a todas las preguntas de los agentes». Sobre su declaración declinó pronunciarse ya que será otro letrado el que asuma su defensa, si bien aseguró: «Mi cliente está conmocionado por la tragedia». El conductor, natural de A Guarda aunque residente en Nigrán, quedó en libertad con cargos «por presuntos delitos de homicidio imprudente y omisión del deber de socorro y arrojó un resultado negativo en las pruebas de alcoholemia», confirmó Roberto Álvarez. 

José Antonio Casas Pérez, vecino de Nigrán, perdió la vida al ser arrollado por el todoterreno, un Honda CRV conducido por M.B.A.L. Otras diez personas resultaron heridas de diversa consideración. Siete fueron evacuados a los hospitales de Povisa y Álvaro Cunqueiro. Al cierre de esta edición uno de los heridos, en estado crítico, subía del quirófano con mal pronóstico producto de una afección cerebral muy grave. Otros tres heridos se hallaban también en estado crítico en la uci.

El pelotón, de unas veinte personas, había salido del puente romano de A Ramallosa, en Nigrán, sobre las diez de la de mañana. La de ayer tendría que haber sido una jornada como otras muchas en las que el grupo, con aficionados de distintos clubes de la zona, hacían el circuito hasta A Guarda. El viaje se truncó en el kilómetro 43,5 de la carretera entre Baiona y A Guarda a la altura de la zona de San Xián. 

Tráfico investiga las circunstancias del siniestro para determinar con exactitud cómo se produjo la tragedia. El todoterreno circulaba en sentido a A Guarda, como el pelotón y se presume que los arrolló al intentar adelantarlos. Según las primeras indagaciones, el siniestro se produjo en una recta con buena visibilidad y una línea continua. El conductor no estaba en el lugar del suceso cuando llegaron los primeros servicios de emergencias. En un primer momento se sospechó que se hubiera dado a la fuga, aunque ahora se valora si fue a llamar por teléfono a emergencias en el establecimiento próximo a la zona del accidente en el que se le localizó.

Las imágenes, testimonios y llantos sobre el asfalto durante las horas siguientes fueron sobrecogedores. Policía Local de A Guarda, Guardia Civil de Tráfico, Urxencias Médicas, bomberos de O Porriño, Protección Civil y el GES desplegaron un operativo conjunto sobre la calzada, que permaneció con el tráfico regulado durante toda la mañana. Los efectivos sanitarios movilizaron al helicóptero medicalizado con base en Ourense, que trasladó a un herido, la aeronave con base en Santiago y varias ambulancias. 

Las muestras de apoyo a las víctimas, tanto sobre el terreno como a través de las redes sociales, fueron constantes todo el día.

«Barrió a todos los que iban por la izquierda, fue en un segundo»

Los testimonios de los miembros del pelotón que ayer vivieron en primera persona el accidente son escalofriantes. Luis Testero circulaba en uno de los últimos puestos del grupo. «Íbamos por una recta con línea continua cuando el coche barrió a todos los que iban por la izquierda, fue todo en un segundo», explicaba ayer minutos después de  la tragedia. Rodeado de amigos y compañeros de otros clubes que se concentraron para arropar a los heridos, Testero recordó cómo fue ese momento.

«Desde donde empezó a sacudirnos hasta el final, circuló seguido 200 metros, enganchó a los diez que iban por fuera en una línea de cincuenta metros de longitud y ni siquiera se paró», explicaba intentando mantener la compostura para ayudar a quienes más lo necesitaban. En el grupo había un matrimonio. El hombre fue uno de los heridos graves del accidente y su mujer enfrentó con valentía el terrible momento con el apoyo de sus compañeros hasta que llegaron sus familiares.

«Está claro que los que íbamos por la derecha, hoy hemos vuelto a nacer», repetía Testera. Circulaban por la calzada organizados en filas de dos cuando vio como un coche arrollaba a toda velocidad al compañero que pedaleaba a su lado, Jorge Sanmartín. Este vecino de Vigo es otro de los tres heridos más graves. Al parecer sufrió varias fracturas cervicales y un traumatismo torácico.

La mayoría de los miembros del pelotón son de O Val Miñor, pero también hay ciclistas de Vigo. «No se entiende qué pudo pasar, no había curva y era un día de luz y sol, o fue un despiste o iba hablando por el móvil pero ni podía adelantar porque había línea continua», defiende Testera.

La carretera quedó sembrada de trozos de bicicletas y enseres personales de las víctimas del terrible accidente.

El vicerrector vigués José Antonio Vilán, entre los graves

Ampliar imagen

Uno de los tres heridos más graves en el accidente de Oia es José Antonio Vilán Vilán, vicerrector de Transferencia de Conocimiento de la Universidade de Vigo. Fuentes de la institución académica confirmaron que el prestigioso investigador ha sufrido fracturas en el brazo y la cabeza. Ayer por la tarde fue sometido a una intervención quirúrgica en el Hospital Álvaro Cunqueiro, después de estabilizarlo los médicos. Ingeniero de 53 años, Vilán participa en proyectos internacionales como el diseño del calorímetro del nuevo acelerador de partículas del Centro Europeo de Física Nuclear y ha liderado el diseño los satélites lanzados por la Universidad viguesa como el Xatcobeo y el Humsat. Esta misma semana se dio a conocer el proyecto que coordina para lograr energías de las olas en Galicia, que prevé instalar dos prototipos en Langosteira.

Publicidad

Comentarios 24