Un pueblo al que le roban las señales por llamarse Vilapene

Sustraen los carteles cada vez que los reponen para fotografiarse con ellos

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

Los vecinos de la parroquia de Santa María de Vilapene, en Cospeito, están hartos de que alguien les robe sistemáticamente las señales indicadoras de la localidad. Vilapene, y su anterior versión castellanizada en Villapene, tuvo siempre sus señales indicadoras en la carretera que atraviesa el pueblo y conduce desde Cospeito a las tierras de Vilalba. Pero desde hace algún tiempo, desaparecen, y cuando la Diputación las repone, vuelve a faltar.

Hartos de ver los postes huérfanos y el pueblo sin nombre, los más jóvenes creen que acaban de encontrar la explicación al extraño fenómeno: en un perfil de Facebook hallaron a un grupo de jóvenes de la vecina comarca de As Pontes posando en un conocido salón de banquetes de Vilalba con una señal del pueblo. Arrancada incluso con la placa identificativa de la carretera (DP-17-02) para que no haya dudas. «A chavalada fotografándose coa noiva e co indicador despois da voda e das copas», explica con vehemencia un vecino mientras señala con el dedo las corbatas flojas, las camisas fuera de los pantalones y las miradas perdidas, buen reflejo de las buenas dosis de la sobremesa.