Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
0
0
0
0
Publicidad

Lanzan un plan para evitar la entrada a las autovías en sentido contrario

Tráfico, Fomento y Xunta acuerdan el refuerzo de la señalización tras los últimos casos

redacción / la voz, 17 de febrero de 2016. Actualizado a las 15:58 h. 4

0
0
0
0

«Siempre que alguien entra en sentido contrario se activan las alarmas internamente y se intenta buscar una mayor seguridad». María Victoria Gómez Dobarro, coordinadora de la DGT en Galicia, explica que está en marcha un plan coordinado por el que los titulares de las autovías reforzarán la señalización en los tramos más conflictivos con el fin de evitar confusiones. No son muchos los casos que se producen, pero sí representan un riesgo muy elevado porque el conductor que accede a una autovía en sentido contrario provoca situaciones de gran peligro para él y para el resto de los usuarios, que se ven sorprendidos con la presencia de un vehículo que nunca debería estar en ese lugar. «La señalización está bien, pero se hará un refuerzo para reducir las posibilidades de error con señales más llamativas, especialmente dirigidas a gente de edad avanzada», añade Gómez Dobarro.

Coincide en el diagnóstico el teniente coronel Francisco Javier Molano, jefe de la Guardia Civil de Tráfico de Galicia. Sus agentes elaboraron un informe sobre los accesos a las autovías y autopistas gallegas ante la alarma creada tras los casos de entradas de vehículos en sentido contrario. «De manera coordinada, se tomó la decisión de realizar un informe sobre la señalización existente en las salidas de autovías y autopistas de Galicia, de todas las titularidades, y se ha determinado que es necesario reforzar la señalización tanto horizontal como vertical en esos lugares para evitar confusiones». Molano señala que el perfil del conductor que accede a una autovía en sentido contrario es el de «una persona mayor que tiene dificultades para entender las señales y que cuando ya se ha metido no sabe cómo salir del problema». Apunta que se pondrán más señales, más visibles en sus colores, y más reiteradas, de forma que incluso se prolongarán durante varios kilómetros del tramo para tratar de que se perciba el error cuanto antes y el conductor reaccione. Considera que la señalización actual es correcta, «pero se puede mejorar, sobre todo en cuanto a visibilidad, sobre todo en horas de menos luz».

El Ministerio de Fomento ya ha realizado modificaciones en varios accesos de la autovía A-6, y la Xunta reforzará la información a los conductores en sus autovías y autopistas. El plan de mejora se iniciará en la AG-11, de Barbanza, donde se instalarán más señales verticales de dirección prohibida, que serán más reiteradas y mucho más visibles, para lo que se reducirá su altura hasta un nivel más próximo a la visión del conductor de un turismo.

Son pocos casos «e dependen máis do estado do condutor que das circunstancias da estrada», explican desde la Consellería de Infraestruturas, que gestiona las autovías de titularidad autonómica. Recuerdan que los accesos a ese tipo de vías desdobladas «xa se deseñan de xeito que sexa moi forzado entrar en sentido contrario, pero vaise seguir reforzando esa seguridade empezando pola autovía de Barbanza». Según el plan elaborado por la consellería para aumentar la información a los conductores en el conjunto de las autovías de su competencia, en los enlaces de acceso se adoptarán medidas de refuerzo y se realizarán modificaciones de la señalización horizontal y vertical.

En lo que se refiere a la señalización horizontal, se pintarán flechas de dirección en sentido salida, de modo que el conductor que por error acceda a través de un ramal de salida tendrá que pasar por encima de estas flechas, que le advertirán durante un largo tramo de que está circulando en sentido contrario.

El plan incluye también cambios en la señalización vertical, con la instalación de nuevas señales de prohibido el paso, tanto en las glorietas como en los propios ramales de salida de las autovías. Igualmente, en los ramales que tengan dos sentidos sin mediana física de separación, se colocarán resaltos sonoros en el eje para que los conductores se percaten del cambio de carril en caso de despiste. Todas estas medidas se han coordinado con la DGT y con la Guardia Civil, explican desde la Xunta, y se implantarán cuando la meteorología sea la adecuada.

Andalucía instaló en la A-92 un sistema que alerta de las entradas irregulares

La autovía A-92, que cruza Andalucía, fue escenario en el año 2008 de varios casos seguidos de conductores que accedieron a este vial en sentido contrario y que hicieron saltar todas las alarmas. La Junta de Andalucía, titular de la vía, encargó un informe y llegó a la conclusión de que era necesaria la instalación de algún sistema de alerta direccional. Se trataba de un dispositivo que avisase a los centros de gestión y la Guardia Civil de Tráfico cada vez que un conductor accediese indebidamente. Ser anunciaron alertas en 40 puntos de 22 enlaces de la autovía. Al final solo se instaló un dispositivo. Está situado en el kilómetro 146 de la A-92 y fuentes de la Junta de Andalucía explican que desde su instalación en el 2008 el sistema ha detectado solo dos incidencias.

Publicidad

Comentarios 5