El abogado de Torres niega que quiera chantajear a la Casa del Rey con los correos

Afirma que es una «soberana memez» pensar que su cliente tiene «cientos» de 'emails' de Urdangarin y altos cargos de la Zarzuela

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

Manuel González-Peeters, abogado de Diego Torres, negó con rotundidad que su cliente pretenda chantajear a la Casa del Rey con la difusión de correos electrónicos cruzados entre su exsocio Iñaki Urdangarin con altos cargos de la Zarzuela. Decir eso es «una soberana memez», afirmó el letrado después de que se haya conocido una nueva tanda de correos que él mismo entregó al juzgado de Palma de Mallorca que instruye el caso Nóos y que afectan a Carlos García-Revenga, secretario de las infantas Cristina y Elena, y a José Manuel Romero, conde de Fontao y asesor legal externo de don Juan Carlos.

Torres anunció tras la declaración de Urdangarin ante el juez, en febrero del 2012, que «no se iba a comer solo el marrón» y dejó caer que tenía en su poder «cientos» de correos electrónicos comprometedores de su exsocio en el instituto Nóos, miembros de la familia real y altos cargos del palacio de la Zarzuela.

En una entrevista en Antena 3, González-Peeters sostuvo que los correos electrónicos que han aparecido hasta ahora están «directamente» relacionados con la investigación del caso Nóos, y no tienen fin extorsionador.

El abogado no descartó la posibilidad de querellarse contra quienes planteen que la sucesiva aparición de estos correos forman parte de una estrategia defensiva de Torres para chantajear a la Casa del Rey. Los correos siempre han surgido en momentos judiciales delicados para el exprofesor de Esade. Los cuatro últimos se han conocido después de que el juez José Castro haya citado a declarar a Torres para el próximo día 16. Una semana después de que responda a las preguntas del juez y del fiscal, lo hará Urdangarin por segunda vez.

El secretario de las infantas

Uno de los afectados por la difusión de los correos de Torres, el secretario de las infantas, García Revenga, ha anunciado que pedirá al juez Castro declarar para aclarar la relación que mantuvo con Urdangarin y la infanta Cristina mientras fue tesorero de Nóos. El testimonio del secretario de las infantas puede precipitar la imputación de la hija del Rey, un paso que ha reclamado la acusación popular de Manos Limpias, pero que ha sido rechazado tanto por el juez como por el fiscal. El vocal del Consejo del Poder Judicial Antonio Montserrat afirmó ayer que si el magistrado tuviera «material suficiente» para imputar a Cristina de Borbón «haría lo que tiene que hacer».

Más información Selección realizada automáticamente

 

Comentarios
El rey, con el conde de Fontao en diciembre del 2011. Barrenechea efe