Tribuna

Trabajo y compromiso

Valoración Con: 1 estrella 2 estrellas 3 estrellas 4 estrellas 5 estrellas   votos ¡Gracias! Envíando datos... Espere, por favor.

Hace poco más de 20 años, en 1992, cuando era directivo del Breogán, secretario de su Junta, emprendimos el paso para convertirnos en sociedad anónima. El capital que se nos fijó fue de 73.332.000 pesetas, y logramos cubrir un poco más (75.775.000), con un total de 768 accionistas. Es un proceso bien reglado, pero que requiere de muchísimo trabajo, de comprometer a mucha gente para sacarlo adelante. Nosotros buscamos que los aficionados fuesen los dueños del club, que el accionariado fuese diversificado. Pusimos un precio de 5.000 pesetas por acción, alto, no obstante, para la fecha, y lo conseguimos. Todas se vendieron. Fuimos el único club que lo consiguió sin recurrir al dinero público. Soy socio del Lugo, y sé que este momento en el país es complicado, pero deseo que esta conversión salga adelante.

Más información Selección realizada automáticamente