Volver

El heredero de Daniel Craig Aspirantes a 007 Se busca James Bond (gay, negro, asiático, mujer...)

Tras el adiós de Daniel Craig, los productores de la saga quieren reinventar a James Bond. Seis décadas después del estreno de su primera película, el espía británico, prototipo del macho alfa blanco y anglosajón, podría verse abrazando una nueva masculinidad. O, incluso, ser mujer. Se lo contamos.

Por Fernando Goitia

Allá por 2019, Daniel Craig dijo adiós a James Bond allá por 2019, pero pasa el tiempo y sigue sin anunciarse su sucesor. Incertidumbre que anima las quinielas de candidatos al puesto, preceptivas cada vez que se abre la veda para seleccionar a un nuevo relevo del espía cinematográfico con licencia para matar.

La solución al enigma tardará en llegar, ya que Barbara Broccoli, productora y dueña de la franquicia, asegura que aún se hallan a año y medio de iniciar la producción de la entrega número 26 de una saga que ha recaudado ya más 7.837 millones de dólares. «Estamos reinventando a James Bond», anunció hace unos meses.

Reinvención que ya aplicaron al personaje cuando, allá por 2005, eligieron a Craig, el actor que dio vida al primer Bond con sentimientos: enamorado, herido... Esta vez, sin embargo, el desafío sería mayor.

alternative text
Superhéroe se hace espía. Aaron Taylor-Johnson (Quicksilver en el universo Marvel) tiene 32 años y, según publicó la prensa británica, ya ha hecho una prueba para el papel de Bond que, por lo visto, complació sobremanera a Barbara Broccoli, productora de la saga.

Al margen de la duración del contrato, que suele obligar a un compromiso mínimo de 10 años, Broccoli y su hermanastro y socio Michael G. Wilson buscan un enfoque para el personaje acorde a estos tiempos de masculinidades en revisión.

«Los hombres están evolucionando y Bond también», explica Broccoli. Tanto que, entre las candidaturas que manejan los medios británicos –y las casas de apuestas–, se ha colado incluso una mujer. Se trata de Lashana Lynch, la actriz que, sustituyendo a un James Bond retirado a Jamaica, ejerció como primera 007 de la franquicia en Sin tiempo para morir, la cinta que despidió a Craig.

alternative text
¿Y si a Bond le gustaran los hombres? Luke Evans es un actor consagrado y de cincelada mandíbula que cotiza al alza. Conocido por sus papeles de Gastón, el villano de La bella y la bestia, y de Bardo I el Arquero, de El hobbit, este galés podría convertirse en el primer Bond interpretado por alguien abiertamente gay.

Sería el cambio de rumbo más inesperado posible, pero no parece ser la única tendencia sorprendente que podríamos esperar. Por primera vez se habla de candidatos abiertamente gays, negros e, incluso, de origen asiático, toda una revolución –de materializarse la elección de cualquiera de ellos– para el más célebre agente secreto al servicio de Su Majestad.

A la espera de la resolución final, en las listas que se manejan figuran actores consagrados como Tom Hardy, Idris Elba (aunque le perjudica su edad: 50 años), Henry Cavill, Cillian Murphy, Tom Hiddleston o Tom Holland, además de actores cuyo nombre aún requiere de referencias añadidas.

alternative text
¿Un Bond negro? A Lucien Laviscount, famoso por Emily en París, le favorecen la edad (30) y su piel, ya que los productores quieren nuevo Bond para 15 años y que sea el primero negro. Juega en su contra haber pasado por Gran Hermano.

Es el caso de Regé-Jean Page, el apuesto duque de Hastings en Los Bridgerton; o el de James Norton, Tommy Lee Royce en la celebrada serie Happy Valley.

Entre los emergentes, por otro lado, ningún nombre suena tan fuerte como el de Aaron Taylor-Johnson, el John Lennon de Nowhere Boy y, sobre todo, el Pietro Maximoff/Mercury, del universo Marvel. El actor inglés, por lo visto, ha llegado a realizar una prueba ultrasecreta ante la mismísima Barbara Broccoli que, según se cuenta, dejó bastante impresionada a la productora de la franquicia.

alternative text
Mujer podría ser. Lashana Lynch ya es la primera mujer negra con estatus 007. Lo heredó de Craig en Sin tiempo para morir. ¿Lo mantendrá? Ella asegura que solo firmó por una película.

Aunque hay muchos nombres más, hasta 26 aspirantes han llegado a manejarse. Lucien Laviscount, galán de la serie Emily en París con ancestros en la caribeña isla de Antigua y edad (30 años) perfecta para un personaje que los productores quieren rejuvenecer, ha sido el último en incorporarse a unas quinielas de una diversidad inédita.

Muestra de ello es la presencia de actores como Henry Golding, británico de origen malayo que saltó a la fama gracias a Crazy Rich Asians; o la de Luke Evans, galés conocido por sus papeles de Gastón, el villano de La bella y la bestia, y de Bardo I el Arquero, de El hobbit. De conseguir el papel sería el primer actor abiertamente gay en interpretar a James Bond.

alternative text
Del esquijama al esmoquin. Tras dejar Superman, Henry Cavill ha sido espía en la última de Misión: imposible y en The man from U.N.C.L.E., demostrando que luce igual de bien con esquijama azul y capa roja que con esmoquin.

La opción de hacer historia más realista hasta la fecha, sin embargo, parece ser la de elegir a un actor negro.  Y en este capítulo, junto a los mencionados Elba, Laviscount, Page e incluso Lynch –negra y mujer sería la mayor revolución de un solo golpe– aparecen también posibles Bonds como Paapa Essiedu (Podría destruirte), a quien Danny Boyle, opción inicial para dirigir Sin tiempo para morir, citó como posible sucesor de Craig.

alternative text
La continuidad. Tom Hardy es toda una institución en Reino Unido y posee un físico similar al de Daniel Craig. Lleva siendo el favorito de las casas de apuestas británicas desde que Craig anunciara su marcha en 2019, pero el mundo, claro, ha cambiado mucho desde entonces...

También Daniel Kaluya, ganador del Oscar, el Bafta y el Globo de Oro en 2020 por su actuación en Judas y el mesías negro, cuenta para los apostantes. Incluso Omar Sy, lanzado a la fama por Intocable y en ascensión popular gracias a la serie Lupin, aparece entre los candidatos a pesar de ser francés.

Esta inédita diversidad, en todo caso, no impide que la mayoría de los pretendientes al trono de Daniel Craig sigan siendo británicos y blancos, como hasta ahora mandaba la tradición. Ahí están Robert Aramayo, el elfo Elrond en Los anillos de poder; o los escoceses Sam Heughan, estrella de Outlander; Richard Madden, Robb Stark en Juego de tronos; y Paul Mescal, Collins en Dunquerque. ¿Quién de ellos acabara finalmente salvando al mundo desde una pantalla de cine? La solución, dada la complejidad de cada proyecto de la saga, no debería tardar.


Etiquetas:
MÁS DE XLSEMANAL
Contra la productividad tóxica

JOMO, la imperiosa necesidad de no hacer nada... (y sin culpa)

Por Carlos Manuel Sánchez
«Mis películas de terror favoritas»

Álex de la Iglesia te invita a pasarlo de miedo

Por Fernando Goitia / Retrato de Chesco López
La enfermedad silenciosa a partir de los 50

Ante la artrosis, ¡muévete!

Víctor Azevedo