Volver
El valle del Omo: un mundo perdido que existe desde el origen del hombre

Adán y Eva en Etiopía

El valle del Omo: un mundo perdido que existe desde el origen del hombre

Joey Lawrence

Casi aislados de la civilización, los 200.000 indígenas del valle del Omo conservan tradiciones milenarias en un mundo perdido que parece existir desde siempre. Una especie de Shangri-La donde los paleontólogos sitúan el origen del hombre. Viajamos hasta allí.

Martes, 20 de Febrero 2024, 17:41h

Tiempo de lectura: 6 min

Las lluvias han borrado durante siglos los caminos que llevan al valle del Omo, una región aislada de Etiopía, entre las montañas de Abisinia y las tierras pantanosas del Nilo. Quizá por eso el tiempo aquí ha transcurrido más despacio. Tanto que la Unesco declaró en 1980 este valle Patrimonio de la Humanidad por tratarse de uno de los conjuntos paleontológicos más importantes de África. En él se han encontrado algunos de los restos fósiles de Homo sapiens más antiguos, de hace 190.000 años. Parece que fue en Etiopía donde comenzó a andar la humanidad.

Contenido exclusivo para suscriptores
La Voz
Suscríbete
para seguir leyendo
Lee sin límites toda la información, recibe newsletters exclusivas, accede a descuentos en las mejores marcas y muchas más ventajas