Volver
';

Cinelandias L.A. Confidential, 25 años de una historia abrasiva, turbia e hipnótica

Curtis Hanson traslada al celuloide el hálito de tragedia de la novela de James Ellroy. La película contiene corrupción política y policial, asesinatos truculentos, racismo rampante, prostitución, tráfico de drogas y otros primores de alcantarilla. Logra entrar en el corazón oscuro de la verdad. Una película redonda. 

Por Juan Manuel de Prada

Viernes, 24 de Marzo 2023, 12:14h

Tiempo de lectura: 4 min

Nada permitía preludiar que Curtis Hanson pudiera completar una película tan inspirada como L. A. Confidential. Y nada en su filmografía posterior raya ni de lejos a su altura, ni siquiera aupándolo al taburete de la condescendencia. Hanson, que había alcanzado el éxito unos pocos años antes con una intriga de factura cuasitelevisiva, La mano que mece la cuna (1994), nos brindaba en 1997 esta turbadora obra maestra, tal vez el homenaje más cuajado que se rendía al cine negro clásico desde Chinatown, de Roman Polanski. ¿Y cómo se explica que un director aplicado, pero más bien huérfano de verdadero genio, se descuelgue de repente con una obra de esta magnitud? Hay que remontarse a los orígenes; y en los orígenes está James Ellroy, el perro rabioso de la literatura americana.

Contenido exclusivo para suscriptores
La Voz
Suscríbete
para seguir leyendo
Lee sin límites toda la información, recibe newsletters exclusivas, accede a descuentos en las mejores marcas y muchas más ventajas