«Yo lo que quería era ser bombero»

Al chef más famoso de la tele le tiraba lo de apagar fuegos, pero no sabía que le tocaría enfrentarse a tantos sin manguera. Sus peores «Pesadillas» son las del programa, porque en la vida real Chicote se siente un afortunado que peleó mucho desde que con 17 años se estrenó como cocinero... ¡en Baiona!