Jesús Díaz, único vecino del pintor de Fondemera: «Cos animais era un desastre total»

Aunque «enredaba» cuando iba a visitarle, Díaz habla de un «bo rapaz» que «non se metía con ninguén». Últimamente dejó de lado las relaciones con sus parroquianos. «Vivía á súa maneira» y no cuidaba mucho a sus animales: «os cerdos daban pena»

I. G.
Comentarios