Todo lo que debes saber para preparar la mejor salsa ragú

Perfecta para acompañar pasta, arroz o unas verduras de temporada, es de esos aliados que nos esperan en el congelador los días que vamos con el tiempo pegado

Raciones4

Trocitos de carne y verduras. A priori poco más ocupa a una de las salsas más versátiles y recurrentes del recetario popular mediterráneo. Aunque procede del término francés ragoûter (que significa dar gusto o despertar deseo), y se usaba en el siglo XVII para expresar que dicho condimento despertaba el apetito, la versión más conocida está en Italia; en concreto, el ragú a la boloñesa, que se suele hacer con carne picada de cerdo y no requiere tanto tiempo de cocción como la alternativa tradicional, además esta última se prepara con vaca o cordero, y la opción del país de la bota se hace con cerdo. 

El ragú clásico, como explican los autores de Recetas Express, se elabora con cualquier pieza que proceda de la parte delantera de la ternera, por ejemplo la espaldilla y la aguja, ya que tienen un sabor muy suave y son bastante más tiernas, lo cual facilita su cocinado. Estas partes hay que limpiarlas bien y quitarles las impurezas, y una vez que las tenemos listas se cortan en trozos más o menos uniformes para que al cocinarse queden igual. El ragú se hace con carne magra, pero se le pueden añadir piezas más grasas que aportarán mucho sabor al plato, como tocino o panceta.

Ingredientes
500 gr carne picada mezcla de ternera y cerdo
400ml tomate natural triturado
1 cebolla
1 puerro
2 dientes de ajo
2 zanahorias
1 pastilla caldo de verduras
150 ml de vino blanco
Pimienta y sal
Perejil
Instrucciones
  1. Cortamos verduras en brunoise

  2. En una olla grande ponemos un chorro de aceite de oliva virgen extra y pochamos a fuego medio los ajos, la cebolla, el puerro, las zanahorias durante aproximadamente 20 minutos, hasta que estén blanditas

  3. Añadimos la pastilla de caldo y mezclamos bien hasta que se deshaga

  4. Añadimos el tomate triturado y dejamos cocinar durante 20 minutos a fuego medio

  5. Retiramos del fuego y una vez haya bajado la temperatura lo batimos con la batidora de mano y reservamos

  6. En la misma sartén donde hemos salteado las verduras ponemos aceite de oliva y echamos la carne picada

  7. Ponemos sal, pimienta, perejil al gusto y cocinamos hasta que no quede carne cruda. Con una cuchara vamos removiendo para deshacer la carne hasta que quede bien separada. Subimos el fuego al máximo

  8. Añadimos el vino blanco y cocinamos 5 ó 10 minutos hasta que se evapore. Bajamos el fuego a la mitad

  9. Incorporamos el sofrito ya batido y removemos bien durante 10 minutos para que se mezclen los sabores

  10. Añadimos 500 ml. de agua y dejamos a fuego bajo medio durante una hora

  11. Repetimos este último paso tres veces hasta haber incorporado un litro y medio de agua y tener la elaboración cocinando a fuego bajo-medio durante tres horas. La consigna es: cuanto más tiempo lo dejemos a fuego lento, mejor

Autor Reyes Picardo y Eduardo Burgos son dos madrileños apasionados de la cocina que, desde su hogar de Cedeira crean recetas que no dejarán indiferentes a ningún paladar. Puedes seguir sus recetas fáciles con vídeos de un minuto en su web: https://recetasexpress.com o en su Instagram: @recetasexpress_
Votación
9 votos
Comentarios

Todo lo que debes saber para preparar la mejor salsa ragú