Meigas con judías y cachelos en ajada

Pedro Quián, el cocinero de Kibus, propone un pescado con una preparación muy gallega


Hoy venimos con otro plato de temporada, sencillo y casero, con las judías del país como estrella y unas fresitas gallegas de colofón final. Esta es la segunda receta del reto que hemos lanzado con Kibus, pero si quieres conocer el resto del menú, consulta este artículo.

Ingredientes
Una meiga de aprox. 300 gr.
250 gr. de patata nueva
300 gr. de judías gallega
Pimentón de la vera
200 gr. de fresitas de Galicia
Instrucciones
  1. Pelamos la patata y la cortamos a la mitad, la cubrimos de agua fría, le añadimos sal y ponemos a hervir.

  2. Mientras rompe la ebullición, cortamos las judías en trozos de 5 cm aproximadamente (no somos El Bulli), y las incorporamos al agua de las patatas en cuanto esta hierva

  3. Cocemos el conjunto 10 minutos

  4. Mientras, vamos preparando la ajada. Cogemos dos dientes de ajo de la cabeza que nos sobró de ayer y los laminamos. Los doramos en 1 dl de aceite de oliva en una sartén pequeña, cuando estén dorados, apartamos del fuego y añadimos la mitad del pimentón. Para que no se nos queme, cortamos la cocción con un poco del caldo de cocción de las judías (si a alguien le gusta el vinagre puede ser otra opción). Reservamos.

  5. Cuando estén las judías cocidas, escurrimos dejando un dedo de su caldo, añadimos la ajada, mezclamos bien y dejamos guisar 5 minutos

  6. Para freír las meigas es importante que estén bien secas antes de pasarlas por la harina. Echarle siempre la sal antes de la fritura, y que el aceite este bien caliente para que el pescado no absorba exceso de grasa y nos quede una fritura crujiente por fuera y jugosa por dentro.

Votación
13 votos
Comentarios

Meigas con judías y cachelos en ajada