La receta de salsa pesto que no encontrarás en ningún restaurante

Aunque sencilla de preparar, requiere unos ingredientes de gran calidad que muy pocas veces encontramos fuera de casa


La salsa pesto es un clásico italiano, nacida concretamente en Liguria. La palabra pesto significa machacar en un mortero, porque así es como se preparaba tradicionalmente, aunque hoy en día lo hacemos volando con una batidora o una minipimer.

Esta salsa es perfecta para acompañar cualquier tipo de pasta, como otras recetas que tenemos en nuestro Instagram, o unos espaguetis de calabacín. Es muy complicado ir a comer fuera y que te sirvan una salsa pesto como la que os vamos a enseñar, de calidad. El motivo es muy simple: los ingredientes que lleva la receta no son baratos y tienen que tener unas condiciones óptimas, como que la albahaca sea fresca. Por eso esta salsa es una verdadera delicia si se hace en casa.

Ingredientes
200 gr. Queso parmesano
80 gr. Piñones
20 gr. Hojas de Albahaca
80 ml. Aceite de oliva virgen extra
1 Diente de ajo (opcional)
Sal (opcional)
Instrucciones
  1. Cortamos el queso parmesano en dados y lo añadimos al vaso de la batidora. Cuanto más potente sea la máquina con la que vayamos a batir, más grandes podrán ser los trozos.

  2. Añadimos los piñones.

    Consejo:  Si te gustan mucho los piñones puedes añadir más cantidad y así el sabor aparecerá más. Esta salsa hay que ir haciéndola a gusto del consumidor y es posible que vayas cambiando las proporciones cuando la hagas varias veces.

  3. Incorporamos las hojas de albahaca. Con 20 gramos será suficiente porque es una planta muy aromática y sabrosa que aportará el punto exacto de sabor con muy poca cantidad.

    Consejo:  Es muy importante que sean hojas de albahaca fresca, sino perderá mucho sabor. Nosotros en concreto tenemos una planta de albahaca en la cocina, no muy grande, y le quitamos (con algo de pena) unas hojas para hacer la receta

  4. Echamos el aceite de oliva virgen extra al vaso de la batidora

  5. Por último y si es de tu gusto puedes añadirle un diente de ajo, que le aportará mucho sabor.

  6. La sal también es una opción. La salsa en sí tiene mucho sabor y mezclada con la pasta que vayas a tomar tendrá un punto de sal perfecto, pero hay a quien le encanta la sal y la pone en todos lados. Si es así: adelante

  7. Cerramos la batidora y la ponemos a funcionar a máxima potencia durante un par de minutos

  8. Consejo: El punto de la salsa pesto es muy importante, por eso en el vídeo os enseñamos la textura final que debéis conseguir. Hay que triturarlo todo, pero sin llegar a dejarlo batido por completo, no queremos que quede líquido. Debe ser una pasta como la que os enseñamos al final del vídeo.

Autor Reyes Picardo y Eduardo Burgos son dos madrileños apasionados de la cocina que, desde su hogar de Cedeira crean recetas que no dejarán indiferentes a ningún paladar. Puedes seguir sus recetas fáciles con vídeos de un minuto en su web: https://recetasexpress.com o en su Instagram: @recetasexpress_
Votación
10 votos
Comentarios

La receta de salsa pesto que no encontrarás en ningún restaurante