El sueño de Rany para el 2023: «Voy a abrir el primer restaurante indonesio de A Mariña»

YES

XAIME RAMALLAL

¿OBJETIVO DEL AÑO? Los hay viajeros, laborales, deportivos, sabrosos... Rany vino a España en el 2008 con pasaporte de estudiante, cuidó niños y se curtió en Madrid en el mundo de la hostelería, en un restaurante asiático. En A Mariña le ha visto futuro a la cocina indonesia... y se ha lanzado.

19 ene 2023 . Actualizado a las 11:14 h.

Hace unas semanas que Rany Kiyai (Islas Molucas-Indonesia, 1983) llegó a Viveiro y con la idea de abrir este año un restaurante centrado en la cocina indonesia. Muy risueña, se expresa en un correcto castellano pues reside en nuestro país desde el 2008: «Vine por un familiar, que estaba aquí, a trabajar». En su país natal lo hizo como cantante de bodas —«es típico cantar en las fiestas de matrimonio en directo», señala— y en temas comerciales. Llegó a España con «pasaporte de estudiante, de español e informática», dedicándose también al cuidado de niños y entrando posteriormente en el mundo de la hostelería, «en un restaurante asiático», especifica, que la llevó por otros de gastronomía tailandesa, indonesia y también nacional. Una etapa que pasó en Madrid, compaginada con tareas en la empresa de distribución Indostar (comercializa productos indonesios en España, Holanda, Italia y Francia).

«Mezclarla con europea»

«Aquí he visto futuro a la comida de mi país porque hay muchos indonesios que trabajan de marineros, voy a abrir el primero de A Mariña», indica vislumbrando ya su gran reto para este 2023. «Pero no solo quiero presentar ese tipo de cocina a la gente indonesia, sino también para los españoles. Por eso, quiero mezclar ese tipo de cocina con la europea», añade. Una cocina adaptada a nuestros gustos, mucho menos picantes o especiados, por ejemplo, o recurriendo a su vez a productos más de estas latitudes como queso, entre otros. Tiene en mente ofrecer platos salados que estarán en su carta como el rendang (curry de ternera, que presentará en bocadillo), mi goreng noodles (tallarines de arroz), nasi goreng (arroz frito), bakso (albóndigas en sopa, a la barbacoa), satay (pincho de pollo) o gado-gado (ensalada con cacahuete y salsas). También dulces como las tortitas terang bulan. Sin nombre aún para su local, sabe de antemano que lo aprovechará para vender productos de su país y dar clases de cocina indonesia. «Yo creo que va a encantar. Ojalá que salga bien», desea Rany. «Estoy nerviosa pero tengo mucha ilusión», finaliza, dando las gracias a «Kety porque me está ayudando mucho».