«Le he tenido que decir a mi hija que no ponga en las redes que es trans»

La Voz

YES

PACO RODRÍGUEZ

Cristina Palacios es la presidenta de la asociación Arelas, pero habla también como madre. «Hay una escalada de agresividad brutal» y alza la voz para reclamar una posición clara de la sociedad: «Hoy es mi hija, pero mañana puede ser la tuya, aunque sea por otros motivos»

08 sep 2021 . Actualizado a las 18:20 h.

Cristina Palacios es la presidenta de Arelas, la asociación de familias de menores trans, pero también es madre y el pasado martes por la noche, después de la brutal agresión a un joven en Madrid, no puede evitar decir alto y claro lo que siente: «É a primeira vez en sete anos que teño moito medo pola miña filla. É algo que me prometín que nunca tería». Poco más hay que añadir sobre la realidad de un colectivo que está viendo cómo se convierte en el blanco de las agresiones solo por el hecho de querer ser feliz y de amar con libertad. 

-¿Temes por tu hija?

-Ahora mismo, sí. Viendo el nivel de agresividad que está habiendo, sí. Porque los medios solo conocéis las agresiones más graves, pero a nosotros cada día prácticamente nos están llegando cosas. A veces no son agresiones físicas, pero les increpan por la calle o les hacen bullying por las redes sociales. Estamos viendo una escalada de agresividad que es brutal. Y yo la verdad es que temo por ella. Mi hija va para los 16 años, ya empieza a salir y ahora tengo miedo de que le pueda pasar algo. Hasta ahora nunca lo he tenido.

-Decías que te habías prometido no tenerlo nunca...

-Bueno, pues para eso llevo siete años trabajando precisamente. Sabía que podía tener ciertas dificultades, pero siempre he tratado de desproblematizar la cuestión y defender que mi hija tenía que tener una vida como cualquier otra persona. Pero viendo esta escalada de ataques, de gente que sale a la caza de personas LGTBI, pues empiezo a tener un miedo que antes no tenía. Llevo siete años yendo a centros educativos, dando formación, saliendo en los medios, tratando de sensibilizar a la gente, precisamente para que mi hija tuviera una vida como cualquier otra persona, ni mejor ni peor. Y siento que desde hace un año y medio para acá es como si retrocediéramos. Nunca he sentido el miedo que he sentido ahora. Es así, y es real porque estás viendo las cosas que están pasando.