Sonia Rever, presidenta de los subastadores de la lonja: «El mejor pescado de aquí se va para Madrid»

YES

MARCOS MÍGUEZ

Lleva 33 años en la lonja de A Coruña y es su voz la que se superpone entre todas para fijar el precio del pescado. Su favorito es el rape, pero a los concursantes de «MasterChef Celebrity» les vendió merluza, percebes y bogavante

18 jul 2021 . Actualizado a las 08:40 h.

Sonia Rever es la que fija el precio del pescado que te comes. Su palabra va a misa y no se pone jamás en duda. Un respeto que se ha ganado después de 33 años trabajando en la Lonja de A Coruña, donde a viva voz siguen subastando el pescado. Allí no hay apps que den el turno ni más tecnología que la habilidad para hacerte oír. Sonia tiene sus trucos, pero, eso sí, de cocinar el pescado que vende, nada de nada. «Mi secreto es comer en casa de mi madre», avanza para confirmar que a los concursantes de MasterChef Celebrity, que veremos en los fogones de Árbore da Veira en octubre, les dio el mejor producto. «¡Otra cosa es lo que hayan hecho con él!», exclama.

-¿Quién te se enseñó este oficio?

-Lo heredé de mi abuela, la acompabaña cuando no había lonja, solo una parrilla al aire libre, al lado del mar. Allí llegaban los barcos, descargaban y cobraban. Empecé a trabajar poco a poco y me gustó porque cada día es diferente, es una cosa nueva.

-¿Cómo es tu rutina?

-Los barcos dejan el pescado, lo colocamos, lo pesamos, y después a las seis de la mañana cuando empieza la subasta comenzamos a vender, siempre de arriba para abajo. Partimos con el precio más alto. Por ejemplo, si queremos vender un besugo a 30 euros, comenzamos en 45 y vamos bajando. O por ejemplo, la sardina en San Juan, que iba a 5 y pico, empezamos en 7 euros. Tú tienes que ir sabiendo más o menos cómo va el pescado.

-¿Y crees que se vende caro?

-Para lo que trabajan en el mar no está tan caro, lo que lo encarece es el IVA. A todas las autoridades y los políticos, cuando vienen las elecciones municipales y autonómicas, siempre le pedimos la reducción del IVA. Que el pescado lo tenga como los huevos y la leche, a un 4%, porque nosotros estamos en un 10%, y esto es lo que encarece este alimento tan necesario, sano, que no tiene aditivos y que es indispensable para cualquier dieta equilibrada.

-¿Qué pescado has vendido más caro?

-Un besugo a 104 euros el kilo. Fue antes de la crisis del 2008, creo que en el año 2004.

-¿Sabes para dónde fue?

-No.

-¿Y para dónde va la mayoría del pescado de aquí?

-Se trabaja mucho con Madrid, Barcelona, Valencia, con Andalucía... En Navidades el pescado más caro, y sobre todo el percebe, que ha llegado a los 300 euros, ese va para Madrid. No se queda aquí, porque no hay muchos bolsillos que paguen esa cantidad. Nosotros no sabemos quiénes son los clientes, los vendemos y nada más. Desde luego en ese top ten del marisco más caro están el percebe y luego el camarón y la cigala.

-¿Cuántos kilos salen a diario de A Coruña?

-Estamos entre 100.000 y 200.000 kilos diarios y no nos quedamos con nada de nada. Se subasta todo.

-¿A qué velocidad tenéis que despacharlo?

-Tenemos dos horas para vender todo. El ritmo es frenético.

-¿Alguna vez te han metido un sablazo en alguna pescadería cuando vas por ahí fuera?