A la dieta échale huevos

LOS QUE QUIERAS porque los huevos no aumentan el colesterol malo. Son de lo más nutritivo y además tienen pocas calorías y muchísimas vitaminas. Está demostrado que comer más de uno al día no tiene repercusión en las enfermedades cardiovasculares ni aumenta otros riesgos. Todo lo contrario: los huevos están para mojar pan

.

Si recuerdas aquella imagen de Paul Newman comiéndose los 50 huevos cocidos en La leyenda del indomable, fíjala bien en la mente, porque no hay duda de que Paul estaba en lo cierto: a la dieta hay que echarle huevos. Y muchos. Pero tampoco es necesario caer en la indigestión. El huevo lo mejor que tiene es que es un alimento supernutritivo, de los mejores que existen para nuestro beneficio, según explica el doctor Manuel Viso. «Es un alimento muy completo, aporta las principales vitaminas y tiene una muy buena relación entre las grasas insaturadas, que son las buenas, y las saturadas», señala el médico experto en nutrición. Por eso, indica, no hay que tener ningún miedo a comer huevos y huevos durante toda la semana. «La gente que piense que le aumenta el colesterol, está equivocada, como han demostrado numerosos estudios científicos desde los años ochenta. Yo siempre digo -apunta Viso- que tomar colesterol no aumenta el colesterol. Aumenta el colesterol malo si predominan las grasas saturadas sobre las insaturadas, es decir, si comes cerdo, embutidos, patatas fritas, bollería, chuches, cabrito... Pero no el colesterol bueno que hay en el huevo». De hecho, hay numerosos trabajos que evidencian que después de darle de comer un huevo al día a 120.000 personas no aumentó su colesterol ni tampoco ninguna desarrolló más enfermedades cardiovasculares, como infartos o ictus. Palabra del doctor Viso, de la European Journal of Nutrition y de la Sociedad Española de Cardiología.

«Hay pocos alimentos tan estudiados como el huevo y está demostrado que tomar uno diario no tiene repercusión sobre el colesterol. Y también que el descenso significativo en una dieta, es decir, que los evites, no te beneficia en absoluto, no tiene ningún efecto negativo sobre nuestra salud». Eso sí, la mejor manera de aprovechar su valor nutritivo es cociéndolos, porque los que arriesgan a tomarlos crudos que sepan que aparte de desafiar a infecciones y gastroenteritis, no absorberán lo bueno del huevo. «Los ácidos del estómago -indica Viso- no los pueden descomponer, así que se van en las heces tal cual los ingieres».

También es importante tomar el huevo completo y no desechar la yema, que es donde en realidad se encuentra el valor nutritivo de este alimento. Así que no hay que tener temor a tomarlos en cantidad; para que se hagan una idea (esto el doctor Viso me ha dado permiso para ponerlo) él es capaz de tomar 14 huevos a la semana y por supuesto está sano como una rosa y con el colesterol malo a raya.

Los huevos, eso sí, es preferible tomarlos cocidos o en tortilla francesa si estamos haciendo dieta, porque el aceite del frito no es lo mejor en estos casos. Pero los huevos son alimentos completos que no suman tampoco muchas calorías, si nos tomamos, por ejemplo, dos nos aportarán solo 80 calorías, menos que una rebanada de pan y estaremos muy bien alimentados. A la dieta, ya sabes, hay que echarle huevos.

4 curiosidades a tener en cuenta:

1 No laves el huevo... antes de ponerlo en la nevera. Si lo haces, se elimina la película que rodea la cáscara y pueden entrar gérmenes. Sí puedes lavarlos antes de cocinarlos y cuida la higiene de tus manos.  

2 No los casques...en el mismo recipiente ni tampoco los casques con el tenedor que luego uses para batirlos. Es una manera sencilla de transmitir la suciedad que traen. Mejor usar otro recipiente primero y luego cambiarlo.

3 En la nevera debes colocarlos en el primer estante. Si lo haces en la puerta, de tanto abrir y cerrar puede variar la temperatura y estropearlos.

4 El color de la yema (más o menos naranja) es un mito. Está relacionado con los carotenos del pienso de las gallinas y no le da mayor poder nutritivo al huevo. El color de la cáscara es genético, tampoco tiene que ver con su valor nutritivo.

Votación
30 votos
Comentarios

A la dieta échale huevos