Los reventas hacen su agosto con las entradas del Ayuntamiento de Vigo para el concierto de David Guetta

e. v. pita VIGO / LA VOZ

VIGO CIUDAD

IRENE GONZÁLEZ

Quejas de clientes que hicieron cola para comprarlas a 15 euros y las ven en la web a 100. Piden al Concello que tome medidas

17 ago 2023 . Actualizado a las 00:04 h.

«Hola, vendo dos entradas para ver a David Guetta en Vigo este domingo. Interesados escribirme». Este es uno de los anuncios de reventa del concierto del disyóquey francés que circulan por las redes sociales. «Tengo dos por 80 euros las dos», ofrece otra revendedora en internet. «Vendo tres, se escuchan ofertas», dice otro internauta.

Los revendedores están haciendo su agosto con las entradas del Ayuntamiento de Vigo para el concierto de David Guetta. Las quejas han llegado de los propios espectadores que hicieron cola durante horas para comprarlas en las taquillas municipales y, poco después, vieron cómo los tiques se revendían a seis veces su valor, a cien euros o más. El concierto del famoso disyóquey costó a las arcas municipales casi un millón de euros. En los días previos a la venta, hubo decenas de personas acampadas esperando a que abriesen las taquillas para conseguir entradas. Muchos querían asegurarse el pase para ver a su ídolo musical pero otros, como ahora se ve, olfateaban un suculento negocio en la reventa. Algunos piden de 150 a 170 euros.

«Había familias enteras comprando entradas ayer y ahora las están revendiendo a cien euros o más. Me parece de locos que el Ayuntamiento no saque entradas numeradas para acabar con esto», dice Elisa Castiello, una graduada en Derecho que escribió una carta abierta en Facebook al alcalde Abel Caballero para quejarse y pedir que el ayuntamiento tome medidas.

«Son 900.000 euros pagados por todos y hay gente que la compra por 15 para revender por cien o mas», dice Castiello, quien insiste en que la mejor solución es numerar los pases o sean nominativos. Esta recalca que la reventa con dinero público «es un delito». «Quieren hacer el mes con un concierto subvencionado», se queja.

A ello se suma la sospecha de que el agosto también lo querrán hacer los estafadores, que carecen de entradas pero las venden como si las tuviesen mediante pagos por Bizum y luego desaparecen.

Carta al alcalde

En su carta al alcalde, a través de Facebook, esta graduada en Derecho cuenta que estuvo en la cola virtual desde las nueve y media de la mañana y que al acceder a pagar se enteró de que estaban agotadas las entradas. Al intentarlo por la tarde, el proceso fue idéntico y que a las 22.30 horas «ya había gente revendiendo». En su carta reprocha que «en vez de incentivarse la cultura musical lo que se está incentivando es la inversión de más de medio kilo (medio millón de euros) en un concierto pagado con dinero público para que los caraduras las revendan a 200 euros o más para pagarse las vacaciones», añade.

Respecto a las posibles estafas en la reventa, algunos expertos en organización de eventos recomiendan quedar en persona y verificar que la entrada existe y solo entonces realizar el pago.