La Guardia Civil de Vigo incorpora por primera vez a un capellán castrense condecorado por su labor en la pandemia

E. V. Pita VIGO

VIGO CIUDAD

El «páter» César prestó servicios religiosos al ejército en Letonia y en las fragatas que patrullaron la costa contra la piratas somalíes

12 oct 2022 . Actualizado a las 15:30 h.

Tras dos años sin celebrar el día de la patrona, a causa de la pandemia de covid, la Guardia Civil de Vigo ha retomado hoy la ceremonia de celebración de la Virgen del Pilar en el cuartel de la calle Sevilla. Una de las novedades fue la presentación en sociedad del páter César Meca, el primer capellán castrense del cuartel de la ciudad, quien además tiene entre sus méritos haber sido condecorado con la medalla Balmis por sus servicios durante la pandemia del 2020 en la base naval de Rota, su anterior destino. En su día, premiaron su entrega en el confinamiento porque visitó residencias y dio misas «on line» cada domingo, tras grabarlas previamente, en YouTube. Meca es un sacerdote de Cartagena con veinte años de ejercicio que, desde hace un mes, presta servicios religiosos en el cuartel de Vigo, en la calle Sevilla, y en la Escuela Naval de Marín, donde imparte clases de historia naval, ética y honor.

El páter acumula condecoraciones en reconocimiento a su labor en misiones extranjeras en Letonia con el ejército de Tierra o en dos fragatas españolas, Navarra y Canarias, en la operación Atalanta en las que persiguieron a los piratas somalíes en el cuerno de África. César Meca, que tuvo un hermano en la ETEA de Vigo, depende de la Diócesis Militar y en Vigo se encargará de organizar la vida religiosa, comuniones y confirmaciones. Además, tanto en la escuela naval o en Vigo da consejo espiritual a quien se lo pide o apoyo humano.

Oscar Vázquez

El nuevo equipo Arroba

El comandante de la Guardia Civil de Vigo, Óscar Graña, explicó que el cuartel ha reforzado y «potenciado» la lucha contra la ciberdelincuencia con agentes destinados en el equipo Arroba contra los delitos tecnológicos. Avisa de que la ciberseguridad es ya el delito más frecuente, que incluyen estafas en Internet, la usurpación de identidad y el llamado timo del man in the middle, un estafador que suplanta a un acreedor y ordena a la empresa deudora que abone todas las facturas en otra cuenta, que es la suya. Anima a denunciar rápido porque en pocos días el dinero robado se escapa al extranjero o a cuentas en paraísos fiscales. Aunque se congratulan de haber recuperado dinero de perjudicados de Vigo.

A la celebración del día de la patrona asistieron la concejala María José Caride en sustitución del alcalde, otros concejales socialistas y del PP, el juez decano de Vigo, Germán Serrano, la fiscala jefe del área de Vigo, Susana García-Baquero, y la decana del Colegio de Abogados, Lourdes Carballo. También acudieron figuras de la vida social como el pintor Antón Pulido, el presidente de los camioneros, el representante de una frigorífica cárnica de A Louriña y varios médicos, entre ellos el doctor Fernando Arriba Frade, condecorado con la cruz al mérito con distintivo blanco por sus servicios durante 35 años al cuartel.

En el acto también se encontraba el comisario principal provisional de VigoRamiro José Gómez, aún en funciones a la espera de tomar posesión. Admitió que las ciberestafas son el delito que más se produce en Vigo porque los delincuentes se han trasladado a la red a hacer lo mismo que hacían antes. «Los timos on line son el toco-mocho o el timo de la estampita de toda la vida», indicó. Por tal motivo, han doblado el número de personas que trabajan en la comisaría de Vigo investigando delitos en Internet porque «ahí es donde más trabajo hay, la mayoría son estafas en Internet».