Alerta policial por estafadores de Internet que robaron 30.000 euros a una vecina de Vigo

e. v. pita VIGO / LA VOZ

VIGO CIUDAD

Imagen de archivo de un agente de una unidad especializada en delitos cometidos a través de Internet
Imagen de archivo de un agente de una unidad especializada en delitos cometidos a través de Internet RAMON LEIRO

En lo que va de semana hubo tres casos de la llamada estafa de Microsoft

07 may 2021 . Actualizado a las 17:06 h.

Unos estafadores informáticos han robado esta semana 30.000 euros a una vecina de Vigo a la que engañaron para acceder a su ordenador por vía remota y robarle las claves de su cuenta. No es el único caso, ya que esta semana ha habido tres denuncias similares.

Por este motivo, la Policía Nacional de Vigo ha alertado a los ciudadanos. La estafa ha sido bautizada como el timo del sistema operativo de Microsoft. Consiste en que un falso operador de la multinacional informática llama por teléfono a víctimas al azar y les dice que tienen que actualizar el sistema operativo de su ordenador.

El operador pide al perjudicado que acceda a una web para descargar el programa y, al hacerlo, logra acceso remoto al ordenador. Una vez que puede husmear en el escritorio, copia las claves y contraseñas de banca digital y hace transferencias o compras no autorizadas en la cuenta del perjudicado.

Los estafadores incluso le piden al estafado, que confía plenamente en que la llamada es real y le están asesorando correctamente, que instale una aplicación en el móvil para impedir que le lleguen avisos de los pagos que realiza.

Otras veces envían un mensaje que facilita un enlace que aparenta ser de la propia empresa para que descarguen la aplicación. 

La policía aconseja desconfiar de llamadas que solicitan claves y contraseñas porque la empresa o el banco real nunca lo harán. Tampoco conviene instalar aplicaciones que no procedan de una pagina oficial del fabricante o desarrollador, que a su vez enlazarán a la tienda de iOS o Android.

En caso de sospecha, recomiendan llamar al banco para bloquear o anular los pagos.