El Ministerio de Transportes no concreta cuándo reparará la autovía Vigo-O Porriño

Alega la incidencia de la lluvia en el surgimiento de baches y un plan en redacción para asfaltar todo el vial


Vigo

El Ministerio de Transportes y la Demarcación de Carreteras del Estado en Galicia admiten ser «conscientes» del pésimo estado en el que se encuentra la autovía A-55 (Vigo-O Porriño). Los baches que colecciona hacen aún más peligroso su delicado trazado, pero los responsables de la infraestructura no concuerdan con las críticas que apuntan a que la autovía carece del mantenimiento básico desde hace tiempo. «Somos conscientes de la situación de baches que ha provocado las lluvias recientes», indica el ministerio, tratando de acotar temporalmente las incidencias que acumula el asfalto que soporta unos 60.000 vehículos al día.

Transportes y Demarcación de Carreteras mantienen que ya están «trabajando con los medios de conservación y explotación de ese tramo de carretera en la reparación de los baches». No concretan, sin embargo, si los desperfectos que están sufriendo actualmente los usuarios de una de las salidas y entradas de Vigo con más tráfico van a ser reparados de inmediato, están siendo fruto de una planificación para abordar su parcheado o tendrán que esperar algún tiempo más.

Añade en la contestación requerida el departamento de Transportes del Gobierno central que «las zonas más irregulares se han señalizado convenientemente», circunstancia que no se advierte sin embargo en algunos de los baches de mayor calado.

A mayores de indicar que el servicio de conservación viene actuando sobre la castigada carretera, que el año que viene cumplirá 30 años y la mayor parte de ellos ha figurado entre las más peligrosas y de mayor accidentabilidad de España, también ultima un plan integral para renovar su asfalto. Señala Transportes que está trabajando en la fase de redacción de un proyecto para realizar «la completa rehabilitación del firme de la A-55». En concreto, el denominado planchado del vial que dejaría atrás su parcheado, abarcaría desde el punto kilométrico 2+600, en Bembrive, al 15+400, ubicado ya en O Porriño.

El propio Ministerio de Transportes registra a la A-55 como un vial con un alto porcentaje de peligrosidad viaria ya solo por su complejo trazado, mal estado del firme al margen, aunque es una circunstancia que añade aún más riesgo a su utilización. En concreto, advierte de cuatro tramos de concentración de accidentes en el trazado de 31 kilómetros entre Vigo y Tui. El primero, de cuatro kilómetros de longitud abarca desde la salida hacia la Universidad hasta las curvas de Tameiga (Mos), el que peor estado presenta ahora. El segundo va desde la ultima curva de Tameiga a Sanguiñeda. El siguiente arranca en la bifurcación con la A-52, en O Porriño hasta la salida a dicha localidad. Y el último, en la salida de Guillarei.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El Ministerio de Transportes no concreta cuándo reparará la autovía Vigo-O Porriño