Vigo supera los dos mil perros peligrosos

La obligatoriedad de registrarlos para evitar multas de hasta 5.000 euros contribuye a disparar el censo

fuente
vigo / la voz

Vigo traspasa la barrera de los dos mil perros peligrosos al cerrar el 2020 con 2.062, tras censar este último año 122, según datos del Colegio Oficial de Veterinarios de Pontevedra. La cifra supone 686 más que en el 2015, cuando sumaban 1.376, lo que indica el interés despertado por este tipo de animales en el ámbito doméstico y posiblemente la presión que ejerce la obligatoriedad de registrarlos si se quieren evitar multas que pueden llegar a los 5.000 euros. También están castigadas las peleas organizadas con estos perros detectadas ocasionalmente en Vigo y el área metropolitana.

Este tipo de mascotas peligrosas aumentan en 121 en el área metropolitana y suman un total de 1.721. Ningún municipio supera las treinta y van desde las 29 y 27 de Mos y Redondela a solo dos de Baiona. A nivel provincial suponen 7.689, con un incremento el último año de 564.

Aunque se suele decir que no hay perros peligrosos, sino dueños, y que lo fundamental es la educación que reciben de ellos, la catalogación como tal viene determinada por la raza, las características del animal y su historial.

En Galicia están consideradas potencialmente peligrosas dieciséis razas: American Staffordshire Terrier, Pit Bull Terrier, Bullmastif, Dóberman, Bull Terrier, Dogo Argentino, Dogo de Burdeos, Dogo del Tíbet, Fila Brasileño, Mastín Napolitano, Presa Canario, Presa Mallorquín (Ca de Bou), Rottweiler, Staffordshire?Bull Terrier, Tosa Inu y Akita Inu.

Las obligaciones para con estos perros son muy superiores a las del resto y no se limitan al registro, chip y poco más. Entre ellas está la licencia administrativa concedida por el Concello, requisito previo e imprescindible para el propietario. Incluso si una persona se queda a cargo de un animal de este tipo necesita tener licencia, pese a no ser su propietario. El permiso tiene que renovarse cada cinco años.

En general, el censo total de perros sigue creciendo en Vigo y se sitúa en 46.422, casi 12.000 más que hace tres años, lo que la sitúa en el primer puesto de las ciudades gallegas, seguida de A Coruña.

Dentro del área metropolitana le siguen a Vigo muy de lejos los municipios de Redondela y Ponteareas, con algo más de seis mil perros cada uno, Nigrán (5.229) y O Porriño (5.147). Por encima de 4.000 se sitúan Cangas, Moaña, Mos y Tui, mientras que Baiona supera por poco los tres mil.

En la provincia se han censado 229.000 canes desde que se iniciaron los registros entre los años 2002 y 2003. En el 2020 sumó 18.807 al censo.

 

«Los animales se venden por Internet sin el número de inscripción obligatorio del registro gallego»

El presidente del Colegio Oficial de Veterinarios de Pontevedra, Luis Núñez, advierte a las personas que quieran adquirir un animal que lo hagan con todas las garantías. Recuerda que la venta de animales por cualquier medio de comunicación, revistas u otras publicaciones, anuncios en la calle o en establecimientos o edificios públicos, así como en las redes sociales o cualquier otro medio a través de Internet tienen que incluir en su publicidad el número de inscripción en el Reganuz (Registro gallego de núcleos zoológicos). «La realidad es que en las páginas de venta por Internet no figura en la inmensa mayoría de los casos ninguna referencia a la inscripción en el Reganuz», denuncia Núñez.

No hay más que echar un vistazo a las páginas de anuncios para comprobar que, en general, o bien no existe número alguno o, si figura, nada tiene que ver con el registro.

La Ley de Protección y Bienestar de los Animales de Compañía en Galicia advierte que los núcleos zoológicos, en los que se incluyen los establecimientos de venta de animales y centros de adopción, serán objeto de autorización o comunicación previa al inicio de su actividad.

Desde el Colegio entienden que la Administración debería controlar más esa falta de información que debe de figurar de forma obligatoria en los anuncios al tratarse de un tema de salud pública y protección del medio ambiente. Sobre las condiciones exigidas para tener un perro identificado y registrado de forma correcta, Luis Núñez explica que debe contar con microchip y pasaporte o cartilla sanitaria. Serán remitidos por el veterinario autorizado al Registro Galego de Identificación de Animais de Compañía e Potencialmente Perigosos en el plazo máximo de 15 días tras la identificación. A mayores, los peligroso requieren una memoria de las instalaciones y medidas de seguridad. También es obligatorio un seguro de responsabilidad civil.

La Justicia da la razón al Concello con las playas caninas

El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia ha desestimado un recurso presentado contra el Concello de Vigo por dedicar las playas de A Foz y A Calzoa como zonas de esparcimiento canino. La sentencia determina que el Concello es plenamente competente para delimitar playas en las que los perros puedan estar libremente acompañados por sus dueños, según explicó ayer el alcalde, Abel Caballero, para quien el fallo es «contundente» sobre la presencia de animales en los dos arenales. «A normativa contempla a posibilidade de adoptar este tipo de delimitacións en praias de zonas destinadas ao esparexemento canino, polo que se trata dunha decisión posible conforme ao marco normativo legal», detalla la sentencia emitida por el TSXG.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Vigo supera los dos mil perros peligrosos