Los otros dulces de Navidad: turrón de Vigo, de chocolate rubí, con kikos o para veganos

Laura Míguez Rúa
L. Míguez VIGO

VIGO CIUDAD

M.MORALEJO

Las pastelerías de la ciudad se afanan en ampliar el surtido de dulces para estas épocas: desde cajas de regalos con galletas decoradas a pan alemán o semi fríos variados

23 dic 2020 . Actualizado a las 00:21 h.

Las peladillas han muerto, larga vida a los otros dulces de Navidad. Si hace treinta años no había mesa de postres en Vigo sin polvorones, mazapanes y estas almendras con doble rebozado de azúcar, ahora las cosas han cambiado. Lo confirman en las pastelerías de la ciudad, donde aunque se siguen trabajando muchos productos tradicionales, no dudan en apostar por introducir novedades y adaptarse a todos los públicos. 

M.MORALEJO

En Porto Panaderos, con varios locales por la ciudad, nos aseguran desde su sede de Florida, 24 que dejaron de hacer mazapán tradicional para apostar por el chocolate hace ya muchos años. «Trabajé en Suiza y me traje lo que hacía allí. Fuimos introduciendo el pan stollen de Dresde, una masa dulce con frutos secos y especias, la selva negra o la tarta Sacher, aunque un poco transformada para adaptarla a los gustos españoles», explica Luis Porto, experto chocolatero. La tendencia es aligerar el dulce, aunque el tronco de mazapán sigue teniendo su público, por lo que los semifríos y otros dulces con frutas van ganando la batalla. Entre los turrones caseros que elaboran, destaca el de chocolate rubí, el denominado cuarto chocolate. «Es de color rosado de forma natural, sin tintar, tiene un sabor afrutado y lo combinamos con arándanos, albaricoque o frutos secos. Aquí solo trabajamos chocolates belgas y suizos de primera calidad», explica con pasión desde su pastelería, donde también son muy populares por el roscón de Reyes de yema.

La innovación con el chocolate de fondo también es un reto en la pastelería Montserrat, donde Guillermo y Roy Sobrino se afanan en ofrecer también polvorones y otros dulces para veganos. «Tenemos turrones de te macha, de jengibre, con frambuesa y el llamado turrón de Vigo, que es un invento de nuestra familia. Lleva yema, turrón  blando y en el interior tocinillo de cielo. Funciona desde los años 60 y la receta pasó de nuestros padres, que regentaban la pastelería Las Colonias en Príncipe, a nosotros. Es un legado y tiene mucho éxito», explican desde el obrador, donde también han trabajado en los últimos tiempos para elaborar un pez de 60 kilos de mazapán que es todo un reclamo en estas fiestas.