Diego Gago: «Estos cuatro años me han hecho salir canas»

Pese a los 20 ediles logrados en Vigo, mantiene que Abel Caballero «no gestiona, solo está en la calle»


vigo / la voz

Con 18 años fui vendedor de cámaras digitales durante tres Navidades y veranos en el bum de su salida al mercado. Éramos nueve contratados y fui el que más vendió.

Nunca. Milito en el PP desde los 16 años.

Cuando se enfunda el traje de político, a Diego Gago le sale pinta de señor mayor. Habla de manera pausada, meditada, tamizando muchos de los mensajes escuchados en quince años de militancia, de centenares de reuniones y mítines de sus mayores en el PP. Tiene 31 años, pero es diputado en el Congreso, presidente de Nuevas Generaciones de España, ya lo fue antes de la organización juvenil popular en Galicia y en Pontevedra y hoy estrenar su condición de exconcejal del Ayuntamiento de Vigo. «Estos cuatro años me han hecho salir las canas», admite. «Han sido años de trabajo muy intenso y con un resultado que no fue el deseado, pero en lo personal, ha sido muy positivo para mi».

Se sienta los lunes en la misma mesa que Pablo Casado en los comités de dirección del PP estatal. «Es un auténtico máster», dice sobre esas reuniones en las que se analiza el estado del país, de su partido y se traza la estrategia a seguir. Desde el mismo puesto y en la misma mesa escuchó antes a Mariano Rajoy. «Fue justamente el presidente que necesitó España en ese momento», dice. Pero hablando de Casado le sale otro tono más cercano. «Claro que me ha preguntado por los resultados de Vigo y cómo se está encauzando la situación».

¿Y cómo se arregla esa desfeita de quedarse solo con cuatro concejales?

«El PP en Vigo tiene que construir un proyecto solvente y por encima de confrontar con Abel. Va a ser básica la cohesión, la unidad interna, aprovechar el capital humano del partido y escuchar a los agentes económicos y sociales que apuntan a dónde hay que ir en sus respectivos campos».

De entrada, cree que el PP vigués tiene liderazgo, aunque la presidenta de la gestora, Corina Porro, desempeñe esa capitanía de manera temporal. «Ella es la que puede integrar a las distintas sensibilidades del partido en este momento de debilidad». Es este el único momento de la conversación en la que Diego Gago baja la guardia y no oculta que su partido vive momentos complicados en Vigo y que cuatro años con cuatro concejales frente a los 20 de Abel Caballero va a ser un hueso duro de roer. «Él ha ido acuñando durante los últimos doce años una falsa imagen de protección de la ciudad con un populismo localista que le ha dado grandes resultados, pero si rascas un poco verás que no tiene diálogo ni entendimiento real y la confrontación partidista a la que está abonado hace que Vigo tenga un desarrollo mucho más lento que otras ciudades», dice más distendido que hablando de qué le ha pasado al PP. «Ya no somos los primeros de Galicia en PIB, no se genera suelo industrial, no se captan empresas nuevas ni se logra retener a las que necesitan ampliar».

Admite que el PP va a tener que escuchar mucho de boca de los cargos socialistas que los vigueses le han dado 100.000 votos de confianza. «Esa imagen de defensa de la ciudad no deja ver a mucha gente que no es cierta, que no tiene base sólida, que no se ejecutan los presupuestos, que no hay gestión, y no la puede hacer, porque el alcalde se pasa todo el día en la calle, y la calle es importante, pero también hay que gestionar», dice Gago sobre Caballero, mientras anima a sus compañeros a crear un proyecto que deje de tener al regidor como referencia a combatir.

«No voy a estar 40 años en política. Estoy preparado para volver a la actividad privada, de donde salí». Ser adjunto a la dirección de Barceló Viajes para Galicia y Asturias fue lo último que hizo antes de adentrarse en la política institucional, en la que espera ver en lo más alto a Pablo Casado, «dirigiendo la España de la próxima década, pues es un líder de verdad, con una gran capacidad para pensar y preocuparse por los problemas y retos del futuro».

Pero llega el momento de nivelar. ¿Y Feijoo? ¿Lo ve dando el salto a Madrid?

«Este mismo lunes en la reunión del comité de dirección del PP nacional se señaló de manera unánime que el partido más sólido de España es el PP de Galicia», dice a modo de piropo hacia Feijoo. «Pero Pablo Casado aún no ha tenido tiempo de dar a conocer su proyecto, lo acaba de iniciar». Y sobre qué pasará en el PPdeG pide esperar a que «hable Alberto, aunque hay cantera en el partido si hiciera falta», afirma.

Gago empezó justamente ahí, en la cantera, militando a los 16 años, «pero yo sí que soy de los que pienso que en política no se pueden hacer planes. ¡Quién me iba a decir hace un año que sería diputado!». Termina recordando que se inició vendiendo cámaras de fotos digitales en El Corte Inglés para pagarse la carrera.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

Diego Gago: «Estos cuatro años me han hecho salir canas»