Policías de paisano se infiltran en el botellón para evitar conatos de violencia

Agentes locales y nacionales actúan por la seguridad ante la limitación de las competencias de la policía portuaria


vigo / la voz

Policías de paisano vigilan de cerca el botellón para detectar cualquier problema que pueda surgir. «En los últimos cinco años ha habido tres enfrentamientos reseñables», señalan, destacando el carácter pacífico de las reuniones de jóvenes que se juntan los fines de semana para charlar mientras beben alcohol en la zona de As Avenidas. El problema principal que generan estas reuniones, que aumentan con las noches de calor y las fechas señaladas, es la suciedad que acaba en los jardines o en el fondo de la ría.

Los agentes de paisano actúan cuando advierten que se puede producir un conato y avisan a los uniformados. En días de buen tiempo se dan cita en el lugar varios centenares de personas provistas con bolsas de plásticos en las que llevan botellas de alcohol. Con motivo de la festividad de San Pepe hubo un dispositivo de vigilancia especial en previsión de que se produjese algún altercado que no tuvo lugar.

El Puerto de Vigo encargó un informe a la abogacía del Estado para delimitar sus competencias en el botellón y este respondió que corresponde a la Policía Local. El alcalde de Vigo, Abel Caballero, dejó claro ayer que no tiene opinión jurídica sobre este asunto pero que en cualquier caso es «un informe de parte». De todas maneras, la Policía Local no hace dejación de funciones, todo lo contrario, según fuentes del cuerpo. «Nosotros como rutina, los fines de semana patrullamos por la zona para que no ocurra nada», señalan desde la Policía Municipal.

La Policía Portuaria se encarga exclusivamente de la vigilancia en el perímetro de la zona de la estación marítima, donde se encuentra el monumento al emigrante. Los miembros de este cuerpo administrativo colocan un coche en alerta durante el fin de semana controlando los accesos a la estación marítima y impidiendo el paso de los transeúntes mediante la colocación de unas vallas. Solamente pueden pasar los clientes que van al restaurante bar Albatros. Otras zonas de este entorno portuario están controladas mediante cámaras de seguridad. Cuando advierten cualquier anomalía, desde el Puerto avisan a la Policía Local y al Cuerpo Nacional de Policía.

El portavoz de Marea de Vigo, Rubén Pérez, señala que las competencias en materia de orden público y de seguridad corresponden a las policías locales y nacionales. Pérez respalda el informe del Estado.

Desde el PP, recuerdan que Caballero, cuando era presidente del Puerto, instó a Corina Porro a que asumiese las competencias en As Avenidas.

 

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Policías de paisano se infiltran en el botellón para evitar conatos de violencia