Un inversor de Florida persigue hasta Vigo a un hipotecado al que reclama 100.000 dólares

La financiera lleva desde el 2012 siguiendo la pista del deudor venezolano


Los fondos norteamericanos también persiguen a sus morosos fuera de sus fronteras pidiendo la colaboración judicial extranjera. Una de estas órdenes ha llegado a un juzgado de Vigo para embargar los bienes de un hipotecado venezolano que se cree que reside ahora en la ciudad.

La sociedad hipotecaria US Mortgage Finance III LLC, con sede en Miami, solicitó, a través de un tribunal del estado de Florida que un juez de Vigo localizase a un desahuciado venezolano que reside en la ciudad gallega y que adeuda 99.588 dólares y otros 29.700 en intereses. No pagó la hipoteca de una casa y adeuda la diferencia de lo que el acreedor recuperó en la subasta.

La financiera norteamericana siguió desde el 2012 la pista al deudor hasta Caracas, en Venezuela, y luego en Alicante. Su nombre y paradero saltó cuando Tráfico le reclamó por una multa sin pagar en una carretera de Castilla-León. Luego, lo localizaron en Vigo. Desde hace dos años, un juzgado de Vigo trata de embargar mediante apremio al moroso todos las bienes y propiedades que tiene en España para saldar su deuda. El problema es que es muy escurridizo, fue declarado en rebeldía y este año el juzgado de Vigo ha tenido que publicar en el tablón de anuncios un edicto para requerirle que haga un inventario de todos sus bienes para embargárselos. No consta que haya respondido.

El conflicto se remonta al 2012. La sociedad de Miami promovió el procedimiento judicial de ejecución hipotecaria ante el Tribunal del Noveno Distrito Judicial del Condado de Orange, en Orlando, en Florida, para reclamar 316.877 dólares (277.462 euros) que le prestó al cliente para comprar una casa en la urbanización de Vista Lakes. Primero, intentaron notificarle la reclamación del dinero a través de una comisión rogatoria en Caracas, en Venezuela. Al no contestar, fue declarado en rebeldía en febrero del 2013 y siete meses después se subastó la casa. De la venta, se cubrieron dos terceras partes de la deuda y quedó sin saldar 99.588 dólares (87.200 euros).

Unos años después, lo localizaron en la urbanización de un pueblo de la provincia de Alicante y luego en un piso de Vigo. Incluso quisieron contactar con la esposa para embargar la parte ganancial. La sociedad americana promovió un procedimiento exequatur para que España reconociese la resolución judicial extranjera para autorizar la ejecución y embargo de los bienes del deudor. Desde el 2016, el Juzgado de Primera Instancia número 2 de Vigo hace gestiones para que el ejecutado hipotecario le informe de los bienes y derechos (acciones) que posee para embargarlos y de las cargas de sus inmuebles o residentes.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Un inversor de Florida persigue hasta Vigo a un hipotecado al que reclama 100.000 dólares