Un juez envía al Tesoro Nacional 1.800 euros extraviados porque nadie los reclama

El dinero perdido en Vigo por tres peatones distintos hace un año estará depositado en la Cuenta de Saldos Abandonados


vigo / la voz

Se cumple un año desde que cuatro peatones hallaron un total de 1.805 euros extraviados en tres puntos cercanos a la Gran Vía en apenas tres días en Vigo. Desde noviembre del 2017, ni los respectivos propietarios de los tres fajos de dinero perdido ni quienes lo encontraron han reclamado su devolución (aunque el plazo para hacerlo vence a los dos años). Por eso, el juzgado lo ha ingresado ahora en una cuenta nacional especialmente creada para estos casos.

El Juzgado de Instrucción número 4 de Vigo ha ingresado el dinero perdido en Vigo en una cuenta bancaria cuyo nombre parece sacado de una novela del mago Harry Potter. Se trata de la Cuenta de Saldos Abandonados, cuyo titular es el Tesoro Público del Reino de España. Allí van a parar las sumas extraviadas que son depositadas en los juzgados y que nadie reclama pero también las indemnizaciones que entregan los seguros y que las víctimas de accidentes no acuden a cobrar. Esos mandamientos de pago al beneficiario vencen a los tres meses y luego el dinero va a la cuenta.

Cantidad «descomunal»

La Cuenta de Saldos Abandonados contiene «una cantidad descomunal de dinero» que no es de nadie, según diversas fuentes. El juzgado optó por ingresar las sumas extraviadas en esa cuenta del Tesoro para que el Estado disponga de él para lo que le parezca más oportuno. No tenía sentido que el Juzgado lo custodiase más tiempo si, a lo largo de un año, nadie respondió a los respectivos edictos que publicó el Concello en busca del propietario. Y las personas que encontraron dichas sumas tampoco hicieron valer su derecho para quedarse con dichas sumas una vez que se cumpliesen dos años.

El dinero apareció en días sucesivos entre el 7 y el 10 de noviembre del 2017. Las sumas estaban desperdigadas en dos barrios que flanquean la Gran Vía (Hispanidad y Sárdoma, en una franja recta de 1,5 kilómetros). El mismo juzgado asumió las tres investigaciones porque los tres hallazgos coincidieron en su guardia.

Hace un año, tres mujeres y un hombre solidarios devolvieron sendos fajos de billetes que hallaron extraviados por la calle. El día 7, una enfermera y una amiga que acababan de posar para un calendario solidario localizaron 1.145 euros perdidos en un cruce cercano al Hospital Povisa. A las pocas horas, otro peatón halló 130 euros en un campo de fútbol del Colegio Hogar en la Baixada á Salgueira. Y tres días después, una conductora encontró 530 euros abandonados en el párking del centro comercial Gran Vía.

Desde hace un año, el juez busca a los propietarios, a quienes invita a que prueben que el dinero es suyo. Si en dos años no aparece el legítimo dueño, sus descubridores podrán percibir ese dinero pero de momento no lo han pedido y su derecho caducará dentro de un año.

El juez Juan Carlos Carballal explicó en su día que, en todos estos casos, ha seguido el protocolo y los trámites obligados por la ley. Consiste en publicar un edicto judicial que notifica el hallazgo al Ayuntamiento de una cosa mueble perdida. Luego, el Concello emitió avisos en quincenas consecutivas.

Las tres personas que hallaron sendos sobres repletos de billetes aún no los han pedido para sí

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un juez envía al Tesoro Nacional 1.800 euros extraviados porque nadie los reclama