Vuelven las denuncias por taladrar fachadas para las luces de Navidad

Luis Carlos Llera Llorente
luis carlos llera VIGO / LA VOZ

VIGO CIUDAD

XOAN CARLOS GIL

«Le dije al obrero que parase; no me hacía caso y tuve que llamar a la policía», relatan

21 sep 2018 . Actualizado a las 07:51 h.

Un año más vuelve la polémica. La expectación suscitada por las luces de Navidad viene acompañadas de denuncias vecinales por la forma de actuar conculcando los derechos de la propiedad privada. Al menos dos comunidades de Balaídos han denunciado a la Policía Local el sistema seguido para la instalación de luces de Navidad. No es la primera vez que esto sucede y ya el año pasado el cuerpo de seguridad registró reclamaciones por la forma en la que se estaba montando el alumbrado navideño en 20 edificios ya que se taladran fachadas sin permiso de los propietarios. La instalación ha comenzado esta semana y los obreros tiene por delante el montaje de más de 1.400 arcos luminosos en 307 calles. Por ahora están colocando el cableado para sujetar las bombillas y adornos.

La presidenta de un edificio situado en la avenida de Balaídos, Carmen García Barrio, relata que el pasado domingo a las diez de la mañana estaba leyendo tranquilamente el periódico cuando «oí un ruido en la ventana» se asomó y se encontró con un obrero encaramado a una escalera a escasa distancia del cristal perforando con un taladro la fachada de su casa, a la altura de un edificio de un tercer piso de un edificio de 18 viviendas.

El trabajador había perforado la fachada también en el primer piso. Allí introdujo un perno para clavar un taco y luego hizo lo mismo en el tercero. «Me asomé a la ventana y le mandé que parara pero no me hizo caso, como si oyese llover. Colocó la pieza y se bajó de la escalera», relata la presidenta de la comunidad de vecinos. Y prosigue: «el obrero fue a por mercancía y volvió para seguir trabajando».