El Dinoseto cumple tres años ganándole la partida al Sireno

manu otero VIGO / LA VOZ

VIGO CIUDAD

M.MORALEJO

El arbusto de la Porta do Sol ya es el icono turístico de Vigo

19 may 2018 . Actualizado a las 20:51 h.

Solo tiene tres años, pero gana por goleada de selfies al resto de monumentos de la ciudad. El Dinoseto celebra hoy su tercer aniversario convertido en el gran icono turístico de Vigo. «Es un punto de encuentro, la gente ya no queda en el Sireno, queda delante del Dinoseto», asegura Lena Cunningham, dependienta de una frecuentada pastelería de la Porta do Sol. Lo de Vigo y su arbusto jurásico fue un flechazo. No solo los niños cayeron rendidos al encanto del boj, adultos y turistas desenfundan a diario sus móviles para retratarse ante la singular planta. «Lo vimos por Internet, estamos de visita por la zona y vinimos a verlo y a hacernos una foto», relata un grupo de turistas madrileños que reconocen no haber visto en ningún sitio algo similar.

Pero los que realmente disfrutan de la presencia del Dinoseto son los más pequeños de la casa. «Siempre quiere venir a merendar aquí, le encanta verlo», declara Verónica García, la cuidadora de Hugo que corre alegre alrededor del seto mientras mastica un trozo de bocadillo. En los colegios, el Dinoseto también es la estrella. Los alumnos no dudan en preguntarle al alcalde, Abel Caballero, por los orígenes del arbustosaurio cuando acude a las escuelas de visita.

El nivel de popularidad del seto es tan alto que hasta se venden dulces con su forma. «Las galletas se venden muchísimo, sobre todo para los niños», puntualiza Cunningham, testigo del incesante tránsito diario de personas por delante de la estructura. De hecho, en tres años arrebató todo el protagonismo a otro peculiar monumento del entorno, el Sireno. «El Dinoseto es el principal atractivo de la zona, los turistas vienen preguntando por él», destacan Álex Iglesias y Mara Santomé, trabajadores de una heladería de la Porta do Sol.