Pista aérea


Desde hoy son siete las aerolíneas que operan en el aeropuerto de Vigo. La llegada por sorpresa de la canaria Binter, eligiendo Peinador junto al aeropuerto de Mallorca para dar el salto a la Península y al mercado doméstico, ponen en evidencia el potencial aéreo de Vigo y el convencimiento de las siete aerolíneas de que aquí hay mercado. Pero ese mercado hay que cuidarlo. Hay que hacerle accesible el transporte de cercanía hasta la pista, adecuarlo a los horarios de las frecuencias que operan en Peinador y enlazarlo con las estaciones de autobuses y de Guixar, por donde ahora no pasa. Hay que llegar a acuerdos con la administración autonómica para que se haga factible la llegada en transporte público de ourensanos, pontevedreses y todo el territorio que cae en medio. Hay que ofrecer alternativas turísticas atractivas en Vigo para mostrar y convencer en los destinos que enlazan con Peinador para que las líneas abiertas no solo lleven vigueses, sino que traigan visitantes que dejen dinero en la ciudad. Hay que vender conjuntamente puerto y aeropuerto, como hacen Oporto y Leixões, para retroalimentar con vuelos chárter el tráfico de cruceros que prueban a establecer en Vigo sus salidas o se segunda etapa después de partir de Lisboa. Hay que conseguir con urgencia -y mejor antes de que llegue el AVE- más competencia en la ruta a Madrid, para que los vigueses y los habitantes del sur de Galicia usen a un precio razonable Peinador para dar sus saltos de escala en Barajas, en lugar de verse arrastrados por la creciente multioferta del Sá Carneiro. Y hay que pensar en serio en el aeropuerto y evitar convertirlo en escenario de batalla.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Pista aérea