La viguesa Carlota Álvarez-Basso dirige el festival internacional Cine por Mujeres

El certamen, que se celebra del 2 al 8 de abril en Madrid, tiene sección competitiva y se exhibirán más de 30 filmes


vigo / la voz

Carlota Álvarez-Basso (Vigo, 1964) está al frente de un nuevo proyecto tras su salida como directora de Matadero Madrid, al convocarse un concurso público para ocupar plaza en ese y cinco centros culturales madrileños más. La viguesa es la responsable del Festival Cine Por Mujeres, que se celebra en la capital del 2 al 8 de abril y nace con el propósito de convertirse en una cita anual en el calendario internacional de festivales de cine.

Álvarez-Basso estudió Sociología en la Universidad de Nanterre, en París, pero la vida la ha llevado por otros derroteros relacionados con el sector cultural. Entre 1992 y 1999 fue jefa del departamento de Obras de Arte Audiovisual del Museo Nacional Reina Sofía de Madrid. Aunque en Galicia su trayectoria profesional es más conocida por su vinculación a la puesta en marcha del Museo de Arte Contemporáneo de Vigo, Marco, que situó entre los más destacados del país en los años en los que fue directora (2002-2005), ahora vuelve a un ámbitos en el que también tiene amplia formación.

Cine por Mujeres llega en un momento especialmente interesante para un sector de la población harto de pedir paso. El 8 de marzo lo demostró de manera irrefutable. «Estaba sobre la mesa mucho antes pero ha coincidido con un momento álgido que nos ha facilitado el arranque y la visibilidad», reconoce. La sensibilidad está en el aire y las instituciones, con su apoyo, «quieren dejar claro que quieren cambiar las cosas», opina. Entre las que ofrecen su respaldo está la Comunidad de Madrid, Fundación Telefónica y Fundación Autor.

La directora indica que hay más de un centenar de festivales de cine y mujeres en el mundo, pero ninguno en Madrid. «La intención es posicionarlo a la cabeza del cine y la igualdad convirtiéndose en una referencia internacional». Pero lo principal, sin embargo, es que sirva de plataforma para la promoción de la producción de creadoras españolas.

En esta nueva aventura está bien acompañada. Su marido, Diego Mas Trelles, tiene un amplio bagaje como realizador de documentales y gestor de festivales. Entre otros, ha sido coordinador de DocumentaMadrid, el festival de Cine Europeo de Sevilla o DocsBarcelona. A esto se añadió una casualidad: «Tuve la suerte de asistir a una comida con la ministra de Cultura de Suecia, país que tiene en marcha proyectos de paridad cinematográfica al 50% que ha dado como resultado que el cine sueco haya logrado más reconocimiento que nunca», cuenta. Diego Mas ya preparaba antes de este encuentro un apartado sobre la cinematografía sueca en el certamen junto a su socia. «Finalmente ella se retiró y yo ocupé su lugar», explica. No necesita hacer ningún curso acelerado de feminismo ni de cine, para llevar a buen puerto el certamen. «De niña me preguntaban que quería ser de mayor y yo contestaba: feminista», cuenta como anécdota. Puso en marcha el departamento audiovisual del Reina Sofía e hizo prácticas durante un año en el departamento new media del MoMa en Nueva York.

Exhibición y premios

El festival Cine por Mujeres se desarrollará en cinco sedes. Se podrá ver cerca de una treintena de filmes de diversos géneros, muchos de ellos de estreno, y hay una sección competitiva con dos premios, uno a la trayectoria profesional y otro a la mejor película. Todas tendrán entrada libre excepto las películas a concurso, que se exhiben en el Círculo de Bellas Artes.

Otra pata importante del evento tiene que ver con la formación. «Queremos poner en valor el talento de las mujeres en el proceso cinematográfico. La visibilidad ayuda a la igualdad», subraya. Por eso, además de las proyecciones, habrá debates y clases magistrales con destacadas especialistas como Debra Zimmerman, fundadora de Women Make Movies.

«Soy más útil dentro del patronato del Marco que fuera, además soy la única profesional del sector allí»

Aunque parezca que Carlota Álvarez-Basso se aleja del arte contemporáneo, es solo un espejismo. En realidad, ya está otra vez inmersa en una parcela que le apasiona, ya que regresa al Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía.

Por otra parte, sigue formando parte del Marco ya que es patrona de honor en el órgano de gobierno, la Fundación Marco. «Donde se es útil es dentro de las instituciones. Creo que los cambios se hacen desde dentro y además en el patronato tengo una función que cubrir. No tengo voto pero tengo voz, digo lo que considero y se me respeta. Los componentes del patronato me escuchan. Creo que soy necesaria porque, además, soy la única profesional del arte contemporáneo allí».

Para la viguesa es especialmente doloroso ver cómo se destruye un proyecto que costó mucho poner en pie. «El Marco llegó muy lejos, pero es un proyecto profesional que va más allá del edificio», aclara. La primera directora del centro recuerda que el museo tenía «una línea y una profesionalidad que le daba mucha visibilidad a nivel nacional e internacional».

En su opinión, hay que aspirar a volver a ese punto. «Hace falta diálogo, creo que así se podría desenrocar esta situación. Se ha pedido diálogo y no lo ha habido. A mi juicio tendría que haber un acercamiento por las dos partes». Es consciente de que la situación esta muy enquistada, pero cree que se va a reconducir, «porque el arte contemporáneo trabaja con los artistas del momento y enriquece a la ciudadanía desde el punto de visto democrático y crítico».

Enseñar a leer a todo el mundo

Álvarez-Basso no cree que el Marco sea elitista. «En absoluto. Hay que enseñar a leer a todo el mundo, no que lean unos pocos. Y si hay que hacer pedagogía para que se entienda, poner los medios para acercarlo al ciudadano. Aislando no se educa», sentencia.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

La viguesa Carlota Álvarez-Basso dirige el festival internacional Cine por Mujeres