Flores para colorear la leucemia

Alumnos del colegio de Candeán captan fondos para la asociación Bicos de Papel con la venta de las flores que ellos mismos plantan en la huerta del centro


vigo / la voz

Jon Moreira tiene cinco años y está en último curso de Educación Infantil. Sin embargo, este año casi no ha podido ir al cole porque padece leucemia desde noviembre del 2015 y ha pasado el invierno ingresado en el área de oncología infantil del Hospital Álvaro Cunqueiro. Pero no haber podido acudir a clase no significa estar lejos de sus compañeros. Siempre que el médico se lo permitía, Jon no dejaba pasar ninguna oportunidad de reunirse con sus amigos. Participó en la fiesta de carnaval y colabora desde su habitación del hospital en todos los proyectos de la clase. Y después de las vacaciones de Semana Santa volverá al cole. «Está deseando volver», afirma emocionada su madre, Mila Martínez.

Para fortalecer el nexo que une a Jon con sus compañeros, desde su colegio, el CEIP Igrexa Candeán, han llevado a cabo una iniciativa solidaria para captar fondos en favor de la asociación viguesa Bicos de Papel, que se encarga de prestar ayuda a los niños del área de oncología del HAC y a sus familias. Las verduras de la huerta y el invernadero del colegio han sido sustituidas por un amplio abanico de variedades de flores que estallaron de color hace unas semanas. Los profesores y la asociación de padres, con ayuda de los alumnos de Infantil y Primaria que se encargaron de cosechar y preparar las flores. Luego organizaron una fiesta en la que vendieron las plantas entre los asistentes. Los fondos recaudados, alrededor de 300 euros, serán donados a esta asociación benéfica con la que colabora la mamá de Jon.

Pero la de este mes fue solo la primera vez de una campaña solidaria que ya ha enraizado en la comunidad escolar. A mediados de mayo, ya trabajan en la organización de otra fiesta para dar salida a toda la plantación y seguir ayudando a Jon, a Bicos de Papel y a todos los niños que no pueden ir al cole porque están ingresados en el Hospital «Es un acto muy bonito, no por el valor económico. En el cole somos como una gran familia, siempre nos apoyaron mucho y estoy muy orgullosa de ellos», agradece Mila, que tiene también a su hija mayor en el colegio.

«Al principio el impacto fue enorme», explica Mila la reacción de la familia al conocer un diagnóstico que trataron de afrontar con optimismo. «Hay que tirar para delante», argumenta. Ahora el tratamiento está surtiendo efecto y Jon volverá a clase.

campaña solidaria

Los alumnos de Educación Infantil y Primaria vendieron las flores que plantaron y cuidaron durante todo el año en una fiesta solidaria celebrada el pasado 9 de marzo en el centro de Candeán. La recaudación fue de 300 euros, que esperan incrementar con una segunda fiesta que realizarán a mediados del próximo mes de mayo. En la fiesta de fin de curso aprovecharán para entregar todo lo recaudado a la asociación Bicos de Papel, que ayuda a los niños oncológicos.

Una hora semanal de huerta para aprender a plantar y a proteger el medio ambiente

Matemáticas, Educación Física, Lengua, Música, Plástica y Huerta. El horario de los alumnos de Educación Infantil y Primaria del colegio Igrexa Candeán incluye un mínimo de una hora a la semana de trabajo agrícola. Con esta materia que lleva ya varios años impartiéndose en este centro educativo, el profesorado trata de inculcar en los escolares valores como el respeto por el medio ambiente y, de paso, que conozcan cómo se producen los alimentos que comen a diario.

Sin embargo, la asignatura ha dado un pequeño cambio este curso. «Sempre plantaban vexetais comestibles, pero para darlle outra saída á horta plantexamos a plantación de flores e tamén herbas aromáticas», explica el director del centro Víctor González. Durante el otoño, los alumnos plantaron y cuidaron su huerta tanto al aire libre como en el interior de un pequeño invernadero que instalaron recientemente en la huerta del centro. Allí, los niños aprendieron a seleccionar las semillar, a regarlas, a trasplantarlas, a quitar las malas hierbas y, finalmente, a cosecharlas.

En la fiesta solidaria de principios de mes, los alumnos vendieron, por una noble causa, los narcisos, jacintos y tulipanes que durante tantas semanas cuidaron con mimo. Dado el éxito de la campaña, ya tienen en mente ampliar e incluso mejorar la producción. «Coas herbas aromáticas estamos pensando en facer sales de romero o paquetes aromáticos coa flor da lavanda», explica el director del colegio.

Toda esta variada gama de nuevos productos volverán a ponerse a la venta en la próxima cita solidaria para recaudar más fondos para Bicos de Papel y para su compañero Jon.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Flores para colorear la leucemia