«Si es mi boda y viene un piquete... entiendo a la novia y pido perdón»

La líder sindical Yolanda Rodríguez, de SPJ-USO, alega que los huelguistas nunca quisieron suspender las bodas civiles sino hacer ruido pero comprende el daño que sintió la afectada y le pide disculpas


vigo / la voz

El viernes día 9 un piquete de 70 funcionarios en huelga recorrió los tribunales de Vigo para impedir juicios que no estuviesen incluidos en los servicios mínimos. Primero, hubo un rifirrafe con un juez de lo social que les acusó de «acción delictiva» y luego fueron al vestíbulo de la sala de bodas civiles a hacer ruidos con bocinas y tambores. Una de las portavoces del sindicato SPJ-USO, Yolanda Rodríguez, coreaba con un megáfono: «No te cases, únete». La cuarta novia del día llegó tarde y nerviosa tras quedar atrapada en un atasco de tráfico y al ver el jaleo abroncó a Yolanda Rodríguez. Le espetó: «Me faltáis al respeto al venir con un altavoz a mi boda. Habéis arruinado mi día». Cuando la sindicalista se acercó para convencerla de que entendiese la causa de los huelguistas, la novia le replicó: «Y tú entiende que ahora no es el momento. Marchaos, por favor». Doce días después, la funcionaria sigue dolida y pide perdón a la novia en esta entrevista.

-¿Qué fue lo que pasó ese día?

-Simplemente, intentaba explicarle a aquella chica que nuestra misión en ese momento era hacer ruido y que el problema saliese a la luz. Soy humana y entiendo que esa chica tendría pensado un día perfecto con su familia, su restaurante y todo organizado.

-Al ver tantas bocinas, quizás temió que iban a cancelar su boda.

-Lógicamente, la suspensión de la boda podía ser una catástrofe para ella. Yo solo fui a hablar con ella porque quería que entendiese que nosotros simplemente queríamos que viese nuestro punto de vista, que estamos en una huelga y en un momento en el que el ruido ha de estar en la calle. Bajo ningún concepto nosotros queríamos suspender su boda. Nada más que decirle: 'Perdona la situación en la que estamos, te ha tocado a ti pero bajo ningún concepto vamos a suspender la boda. Solo es un altercado'.

-¿Un altercado?

-Quise hacerle entender a esa chica que si hay una huelga de aviones y va al aeropuerto para viajar en su luna de miel y hay un paro debe comprender que van a producirse retrasos en su vuelo pero nada más.

-¿Cómo reaccionó ella?

-La novia estaba en un estado de gran nerviosismo, yo lo entendí y me di la vuelta. Nada más.

-¿Se sintió usted mal después de que la novia le dijese palabras tan duras?

-No me sentí mal porque defiendo lo que estoy haciendo. Considero que en este momento en el que estamos es algo justo y tenemos que hacerlo. En cierto modo, sí sentí lo que podía estar sintiendo ella y sé que le causaba mucho daño. Por eso, cogí y me fui. Me quedaron ganas de decirle que entendiese la situación, estamos en un conflicto y ese día le tocó a ella.

-Si el día de la boda de usted apareciese un piquete a molestar ¿entendería mejor a la novia?

-Sí, claro que sí. Yo me he encontrado en situaciones en las que tienes que entender lo que los demás están haciendo y usando su derecho.

-La contrayente dijo que le habían arruinado el día más especial.

-No, porque su día lo tuvo igual pero en unas circunstancias que impidieron que fuese un día perfecto, a lo mejor, pero dentro de la imperfección pudo contraer matrimonio y celebrarlo con su familia y amigos.

-¿Algún mensaje a la novia?

-A esa chica quiero pedirle perdón por el momento difícil que pasó, por hacer ruido en su boda civil, pero ella tenía que entender que estábamos ejercitando un derecho. Eso debe ser respetable y al igual que yo la respeté y escuché, ella debía hacer lo mismo. Yo no fui hacia ella ni gritándole ni faltándole al respeto. Su familia sí nos faltó al respeto, a mí me empujaron pero no lo voy a tener en cuenta porque entiendo la situación. Su futuro marido me pidió que me fuera y yo lo respeté.

«No valoramos hacer más lo de las bodas, seguiremos con otras cosas»

-Tras el incidente de la boda, ¿sus compañeros extrajeron alguna conclusión?

-No valoramos hacer más lo de las bodas porque teníamos que seguir haciendo otras cosas. Coincidió ese día, acababa de empezar la huelga y tocó el día de las bodas y en este caso queríamos causar un poco de ruido. Me hubiera gustado que esta chica entendiese mis disculpas, que lo que hago es porque soy de un sindicato y una trabajadora y, a fecha de hoy, se nos siguen vulnerando derechos.

-¿Las bodas civiles no entran en los servicios mínimos?

-En el Registro Civil, solo están reguladas las defunciones como tales. Las bodas son interpretables. Nosotros no casamos, hacemos los trámites oportunos para el acto de celebración. Al final, el que va a oficiar es un juez y un secretario y ellos no están de huelga, por lo tanto si quieren pueden celebrarlas. El libro de familia o un certificado de matrimonio no tiene por qué expedirse porque no está en servicios mínimos pero las bodas no están reguladas. Pero lógicamente vamos a hacer ruido y jaleo para que se vea nuestro malestar.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

«Si es mi boda y viene un piquete... entiendo a la novia y pido perdón»