El secuestro de Dinoseto conmociona a la ciudad

Miembros de la asociación Apamp de personas con parálisis cerebral son coautores, junto a Xan Eguía, de «Stainless Steel», una novela negra viguesa


vigo / la voz

Una serie de acontecimientos misteriosos que suceden en diferentes puntos de la ciudad son el punto de partida del libro vigués de estas Navidades: Stainless Steel. Rumbos e derivas. Se trata de una novela negra protagonizada por el detective escocés cuyo nombre, Stainless Steel, significa acero inoxidable en castellano y lo podemos leer en cada producto fabricado con esta aleación. Ahí ya se intuye que la propuesta desborda buen humor. Apamp (Asociación de familias de personas con parálisis cerebral) y el escritor vigués Xan Eguía están detrás de este proyecto que, busca como objetivo último, otras vías para la integración que lleguen a la sociedad de un modo más efectivo que hasta ahora.

Stainless Steel. Rumbos e derivas no es un libro más, es una novela negra escrita por los usuarios de la entidad en colaboración con Eguía, que como recuerda la gerente de Apamp, Conchi Somoza, fue quien propuso la idea. «Él conoce la asociación, ya hemos colaborado antes en otros proyectos y este año, el de nuestro 40 aniversario, nos propuso hacer un taller para los usuarios de los diferentes centros con la idea de crear una novela colectiva con los que estuviesen interesados en participar», recuerda. Aquello fue en febrero y en marzo la maquinaria se puso en marcha.

El argumento es rocambolesco y muy local. Empezaron a crear los personajes y la trama en el local de la asociación de la calle Miguel Hernández y continuaron en el de Navia en varias sesiones de escritura en las que han participado cuarenta chicos y chicas. Al terminar esa fase, Eguía se llevó a casa decenas de propuestas en papelitos amarillos que pegó en las paredes para darles forma.

Pero el libro no es solo fruto de la imaginación de sus autores. Hay una parte con personajes reales que son usufructuarios de la entidad y otros tan reconocibles como el actual alcalde de Vigo, Abel Caballero, e iconos urbanos de la última hornada, como el Dinoseto o la rotonda del barco en Coia, y hasta un «problemilla» con unos cuadros de Ánxel Huete.

Además de la historia con ingredientes típicos: una muerte, un secuestro, un periodista infiltrado en la investigación, el proyecto va más allá. Como las personas que están detrás tienen parálisis cerebral, sus características salpican la trama. «No se resalta, pero sí se refleja, por ejemplo, cómo un personaje se sirve de la mirada para expresarse ya que no puede hacerlo hablando, de forma que el lector descubre capacidades que en muchos casos tienen a pesar de las limitaciones físicas», explica Somoza. En resumen, cosas que una persona con parálisis puede hacer aunque parezca que no.

Xan Eguía, vigués residente en A Coruña, es escritor, filósofo y educador social y lleva muchos años trabajando la creatividad con personas con diversidad funcional, casi siempre con arte y música. En este caso dio un paso más y a través de su editorial, Ablú, abrió otro canal para la expresión. El libro tiene una tirada de 1.500 ejemplares y una subvención de la Diputación de Pontevedra que alcanza el 40% del presupuesto. El resto esperan poder recuperarlo con la venta de la obra, que se podrá comprar, por ahora, en librerías como Versus y Cíes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

El secuestro de Dinoseto conmociona a la ciudad