Un informe del Concello advierte que la tarifa del agua debería subir un 10 % para cubrir el servicio

La empresa ha recaudado 450 millones en los últimos diez años y el Concello autorizó una subida del 2,2 %

.

vigo / la voz

Aqualia va a repercutir en la factura del agua del próximo año 18 millones de euros para mejorar infraestructuras y para amortizar los terrenos de la depuradora, que costeó parcialmente. Parte de las tuberías de abastecimiento de la ciudad están viejas, a pesar de que se han cambiado tramos que suman 300 kilómetros. La potabilizadora resulta obsoleta y la empresa tiene que mejorar infraestructuras. El precio del agua va a subir un 2,2 % el próximo año y hoy por hoy el agua sigue siendo de mala calidad, según la Xunta. Los técnicos consideran que tendría que subir más, un 9,98 % para cubrir los costes.

En el escrito dirigido al Concello para justificar la subida del precio, la empresa señala que el año que viene destinará 0,38 euros por metro cúbico facturado a mejoras.

Según las estimaciones de la economista Elena Muñoz, portavoz de PP, eso supone que de los 46 millones que tiene que ingresar la concesionaria, 18 estarán consignados a inversiones y amortizaciones. Recuerda que el abastecimiento es competencia municipal y el gobierno local «no puede echar balones fuera».

La oposición exigió ayer al alcalde, Abel Caballero, que asuma su responsabilidad «exclusiva» sobre el suministro de agua de calidad en la ciudad y, por extensión, de la modernización de la potabilizadora del Casal, propiedad municipal «al cien por cien».

Recaudación

De los 450 millones de euros que ha recaudado la concesionaria desde el año 2007, un 40%, es decir, 180 millones, corresponden a inversiones que tiene que realizar la empresa concesionaria y en la oposición quieren saber a qué se ha destinado este dinero y por eso han pedido en vano una auditoría. La Marea y los populares han aludido siempre a que los fondos destinados a mejorar redes se han desviado al dinoseto y a maceteros, actuaciones que forman parte de las humanizaciones recientes. Muñoz censura el «oscurantismo» del alcalde en este asunto, al no haber aportado «un solo dato» y «no dejar hablar» a los técnicos de Aqualia, y recalca que «de esta no se va a escapar». Considera que Caballero «no tiene sobre la mesa nada más importante» que garantizar la calidad del agua de la traída, y por eso le urgió a ejercer de alcalde y a dejar de crear «cortinas de insultos» para tapar su «fracaso absoluto».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Un informe del Concello advierte que la tarifa del agua debería subir un 10 % para cubrir el servicio