La jueza impide a Magallanes llevar a Escocia el molino de energía marina

Un auto ratifica el bloqueo de la plataforma por el litigio con el astillero Cardama salvo que deposite una fianza de 300.000 euros

.

vigo / la voz

Nuevo zarpazo a la carrera gallega por generar energía marina. La plataforma flotante de Magallanes Renovables seguirá inmovilizada en el puerto de Vigo por problemas legales a no ser que la empresa demandada deposite 300.000 euros de fianza. La jueza de primera instancia número 7 de Vigo ha ratificado en un auto la medida cautelar de embargo contra los bienes de la firma redondelana Magallanes Renovables SA, en concreto el equipamiento de su plataforma marina, o deposite una fianza de 300.000 euros. El propósito es impedir que la plataforma objeto del litigio salga del puerto de Vigo tras la ruptura de la alianza con Cardama para crear un trimarán capaz de producir energía a partir de las corrientes marinas.

El pasado mayo, la jueza dictó el embargo solicitado por el antiguo colaborador Francisco Cardama tras un pleito con el diseño del trimarán y que llevó a Magallanes a romper el acuerdo y encargar un nuevo proyecto a Ganain. Magallanes recurrió el embargo porque no veía la medida procedente ni proporcional.

Alegó que la inmovilización de la plataforma le iba a generar «elevadísimos» daños y perjuicios y propuso como alternativas la anotación preventiva de la demanda en el Registro de Bienes Inmuebles, la prohibición judicial de venta de los bienes embargados o de la plataforma, o ambos, o una orden judicial para que, tras finalizar las pruebas de mar en Escocia, la base marina con la maquinaria regresase inmediatamente al puerto de Vigo.

Magallanes recordó que Cardama dispuso de 20 meses y no pidió medidas pese a que ya sabía que la maquinaria no podía ser instalada en el trimarán y que los redondelanos la iban a colocar en su nueva plataforma. Por tanto, el embargo alteraría situaciones ya consentidas.

Por contra, la jueza recalca que hay un pronunciamiento anterior que declaró la plena vigencia del acuerdo de colaboración del proyecto suscrito el 25 de abril del 2013 que obligó a Magallanes a cumplirlo. El embargo pretende asegurar que el acuerdo se cumpla, el cual incluía la aportación de una maquinaria que iba destinada a la plataforma construida en el marco del acuerdo entre Cardama, Magallanes y CNV, y que luego se instaló en otra. Sin estas medidas no se podrían cumplir las expectativas de Cardama y la jueza no quiere correr el riesgo de que la plataforma abandone el puerto.

Votación
2 votos
Comentarios

La jueza impide a Magallanes llevar a Escocia el molino de energía marina