La demanda obliga a las navieras a mantener los viajes a las islas Cíes

s. antón VIGO / LA VOZ

VIGO CIUDAD

xoán carlos gil

En Semana Santa llegaron a realizarse hasta 10 servicios diarios

20 abr 2017 . Actualizado a las 12:42 h.

«El balance no puede ser más positivo». La frase, prácticamente calcada, la repiten sendos portavoces de Mar de Ons y Nabia, las dos navieras que programaron viajes a las Cíes durante la Semana Santa. Tan positiva que, con el fin de atender una demanda sensiblemente más alta de la prevista, se vieron obligadas a realizar viajes de refuerzo, especialmente desde el jueves, y en el caso de Mar de Ons a cambiar de planes y destinar al servicio a un buque de 500 plazas, el Arroyos, en lugar del de 250 inicialmente previsto. En total, llegaron a realizarse hasta 10 servicios diarios de ida y vuelta.

«La sorpresa fue tener que recurrir ya al barco de 500 plazas el primer día, el 8 de abril», señala la portavoz de Mar de Ons, Silvia Torres, que añade que eso les dio la pauta de lo que les esperaba el resto de la semana. «Las Cíes se han convertido en un reclamo seguro para los turistas, y si encima, como ocurrió, el tiempo acompaña...», dice.

Un atractivo añadido fue la rebaja de precios para las personas que realizaran la reserva por Internet, a 10 euros el billete de ida y vuelta y niños hasta 12 años gratis. Es una oferta que mantendrán hasta el arranque de la temporada de verano.