El portavoz del PP de Pontevedra, opuesto al Área, no acudió al Parlamento a votar

Jacobo Moreira atribuye su ausencia a «un tema personal» y asegura que iba a votar a favor por «disciplina de grupo»


Vigo / la voz

El Parlamento de Galicia aprobó por unanimidad el martes la ley del Área Metropolitana de Vigo. Aunque todos los diputados votaron a favor, no estaban los 75 sentados en sus escaños. Siete parlamentarios se ausentaron durante la sesión. Entre ellos, el popular Jacobo Moreira, que también es portavoz municipal del PP en Pontevedra.

La nueva ley establece que Vigo, como capital de la nueva Área Metropolitana, debe tener «un tratamento propio na dotación de servizos públicos da Administración central, autonómica e provincial similar ao dunha capital de provincia». Y con esa frase convertida en ley, según Moreira, «no cabe duda de que iría en detrimento de Pontevedra». «Desde Pontevedra no debemos permitir ningún gesto en ese sentido», opina el portavoz pontevedrés, según quedó recogido en una moción que llevó al pleno de la capital del Lérez en el mes de marzo. Entonces, para dejarlo claro, el grupo que lidera reclamó que la corporación manifestase «su oposición a que Vigo reciba un tratamiento de capital de provincia». Nadie en la corporación de la capital de provincia respaldó la petición de los concejales del PP, defendida por el propio Moreira.

Pero su opinión quedó clara. Y, como es diputado en Santiago, asistió al debate plenario del martes. Durante la votación no estaba dentro del hemiciclo de O Hórreo. Consultado por La Voz, el propio Jacobo Moreira sostiene que su ausencia no estuvo en ningún caso relacionada con su posición política. «Tuve una incidencia», explica. «Fue un tema personal», aclara. La votación comenzó sobre las 20.00. El diputado tuvo que ausentarse y, como las puertas se cierran durante las votaciones, no pudo acceder al pleno cuando volvió.

Fuentes del PP dan por hecho que la ausencia de Moreira fue deliberada, pero él lo niega. El portavoz pontevedrés insiste en que estaba dispuesto a votar a favor de la ley. «Estoy en la disciplina del grupo», especifica, sin ahondar en el contenido de la norma. «Pero no pude estar».

Faltaron tres de Vigo

La ausencia de Jacobo Moreira no fue la única. Quiso la casualidad que, si algo faltó el día en que el Parlamento aprobó una ley fundamental para el futuro de Vigo fue, precisamente, diputados de Vigo.

Entre los ausentes estuvo Abel Losada, a pesar de que fue el encargado de defender por el PSOE la creación del nuevo organismo y de que Vigo pase a ostentar un estatus equivalente al de una capital de provincia. La postura de Losada quedó patente -«se a Vigo vaille ben, a Galicia vaille ben e este é un bo paso para que a Galicia lle vaia ben», afirmó en la tribuna-. Pero no pudo votar. A lo largo de la tarde, el diputado se sintió indispuesto, tuvo una fuerte subida de tensión y hubo de acudir en coche al Hospital Clínico de Santiago, donde le hicieron varias pruebas. Ya recuperado del problema de salud, y también satisfecho por el resultado de la votación, Losada explica al teléfono que ahora «lo importante es que el Área Metropolitana se ponga en marcha de verdad».

Claro que la ausencia de Losada motivó otras dos. Porque lo acompañaron al hospital sus compañeros de grupo Pablo García y Manuel Gallego, que tampoco pudieron votar por la tarde. La unanimidad estaba garantizada. Pero ni Losada pudo votar ni tampoco Manuel Gallego, que es secretario general del PSOE vigués. Su jefe, Abel Caballero, había presenciado por la mañana el debate desde la tribuna.

Y si los problemas de salud mermaron las filas socialistas, también lo hicieron con las populares. No con cualquiera. Elena González era presidenta de la Federación de Asociaciones de Vecinos Eduardo Chao cuando esta lideró una campaña de recogida de firmas que resultó en una iniciativa legislativa popular que proponía, ya en el 2008, crear una ley del Área Metropolitana de Vigo. Sin embargo, Elena González, ahora diputada y concejala del PP, no pudo acudir en Santiago. La propia González explica que hace un mes se sometió a una intervención de corazón y, aun con pesar, no puede ejercer la política activa durante una temporada. «Me alegré muchísimo, es un paso muy importante», dice sobre el contenido de la ley, «sobre todo si lo del transporte sale finalmente adelante».

Por lo tanto, faltaron tres vigueses de peso, además de Jacobo Moreira. Sí estuvieron, en cambio, Javier Dorado y Javier Guerra (PP), Eva Solla (AGE) y Carme Adán (BNG).

Las otras dos ausencias corresponden al diputado del PP Alejandro Gómez y a la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón. Sobre esta última, fuentes de su equipo explican que Pontón tenía previsto acudir a una asamblea comarcal del Bloque precisamente en Vigo. Como ese día falleció Agustín Fernández Paz, y en vista de que la postura de BNG, defendida por Carme Adán, había quedado clara y de que la unanimidad estaba garantizada, Pontón quiso pasar por Pereiró a saludar a la familia del escritor. «Se alguén cumpre co seu traballo parlamentar ao cento por cento é Ana Pontón, aclara una portavoz del BNG.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

El portavoz del PP de Pontevedra, opuesto al Área, no acudió al Parlamento a votar