¿Por qué nadie quiere ser decano?

La Facultade de Belas Artes afronta en marzo una nueva convocatoria de elecciones para nombrar equipo directivo tras dos intentos fallidos


pontevedra / la voz

Belas Artes es un título único del sistema universitario gallego. En esta facultad del campus de Pontevedra estudian este curso 2014/2015 casi 650 alumnos. Además del grado en Belas Artes, se imparten los másteres en Arte Contemporánea, Creación e Investigación y en Libro Ilustrado e Animación Audiovisual. El centro ubicado en el antiguo cuartel de San Fernando también acoge los Estudos Superiores de Deseño Téxtil e Moda de Galicia (Esdemga), una titulación propia de la Universidade de Vigo.

Pero si la facultad es un referente en el norte peninsular y Portugal, en casa tiene problemas para cubrir el puesto de decano. El 16 de marzo se celebrarán elecciones, las terceras en un plazo de un año, para nombrar nuevo equipo directivo. El actual decano en funciones, Juan Carlos Meana, profesor del departamento de Pintura, ya adelantó que si en un mes no hay relevo dimitirá y será el rector, Salustiano Mato, quien tendrá que nombrar un responsable. Una situación poco frecuente en el campus. Pero, ¿por qué nadie quiere ser decano de Belas Artes?

Un sondeo realizado por La Voz entre docentes y exdirectivos del centro apunta a dos razones fundamentales: sobrecarga de trabajo administrativo, y falta de reconocimiento del puesto. Belas Artes busca, pues, su sexto decano. Antes de Juan Carlos Meana, elegido en febrero del 2011, desempeñaron el cargo Juan Fernando de Laiglesia, José Chavete, Jesús Hernández e Ignacio Barcia.

Juan Fernando de Laiglesia fue el primer decano de la facultad, además de exvicerrector y director del departamento de Escultura. Es también coordinador del grupo de investigación Modo (Modos de Coñecemento Artístico). Es, sin duda, una voz autorizada. Vivió el nacimiento de la facultad y las gestiones para su traslado desde la antigua sede de la calle Sierra a la actual en San Fernando. Él se autodescarta para optar al decanato, entre otras cosas, porque se jubilará en agosto del 2016.

«Históricamente la Universidad ha ido convirtiendo cargos académicos en administrativos. Se ha hipertrofiado la gestión administrativa y los cargos están absorbidos por esos asuntos que no están dentro de los cometidos del profesor», reflexiona De Laiglesia. El primer decano de Belas Artes sostiene que esta situación no sucede en todas las universidades. Como ejemplo, cita Barcelona, donde los cargos de responsabilidad académica, dice, no se encargan de la gestión administrativa. De Laiglesia también alude a la pérdida de implicación del profesorado debido a los recortes derivados de la implantación del Plan Bolonia -Belas Artes perdió una docena de asociados- y a que la siguiente generación que se incorpora a la docencia lo hace en unas condiciones «muy frágiles». «No están consolidados, muchos no son funcionarios, y no se le puede exigir nada», apunta.

Carga administrativa

El actual decano en funciones, Juan Carlos Meana, remacha que la carga de trabajo de un decano es cada vez mayor. «La gestión aumenta y es cada vez más grande y compleja. No damos abasto con papeleo, informes, plataformas, cosas en papel y en formato digital... La carga administrativa, ya no de gestión, es tremenda». Este docente expone que la conversión de la licenciatura en grado -de cinco a cuatro años- y el ministro Wert motivaron la pérdida de algunos profesores contratados. Y añade otro factor: la falta de reconocimiento. «Es cierto que nos quitan horas de docencia, pero aún así hay días que no puedo atender el decanato», subraya. Tras asistir al diseño del plan de grado, su implantación y acreditación, confía en que llegue el ansiado relevo.

El 16 de marzo, cita con las urnas

La Universidade de Vigo hacía público el pasado 13 de febrero la convocatoria de elecciones al decanato de la Facultade de Belas Artes de Pontevedra. El plazo de presentación de candidatos para dirigir este centro durante los próximos tres años se abrirá el 27 febrero y se prolongará hasta el 5 de marzo. Las dos convocatorias anteriores, celebradas en febrero y diciembre del 2014, se cerraron sin aspirantes y sin que, por tanto, se llegaran a celebrar votaciones. Estas nuevas elecciones, a las que están citados profesores, alumnos y personal de administración y servicios (PAS) que forman parte de la junta de facultad, están fijadas para el 16 de marzo. Desde hace un año, Juan Carlos Meana está al frente del decanato en funciones. Su equipo lo integran Paloma Cabello (asuntos económicos), Silvia García (cultura y relaciones institucionales), Fernando Suárez (calidad) y Ana María Suárez (secretaria).

«La gestión aumenta y es cada vez más grande y compleja. La carga administrativa es tremenda»

Juan Carlos Meana

«Se ha hipertrofiado la gestión administrativa y los cargos están absorbidos por eso»

Juan F. de Laiglesia

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

¿Por qué nadie quiere ser decano?