Caballero ordena a seis policías vigilar las 24 horas cajas vacías en la calle

La medida ha desatado el malestar entre los agentes, que la ven humillante

La vigilancia policial de las cajas que simulan regalos navideños es constante todo el día.
La vigilancia policial de las cajas que simulan regalos navideños es constante todo el día.

Vigo / La Voz

«Omega 1 y Omega 2, a las cajitas». Esta orden se imparte desde hace días en las oficinas de la Policía Local de Vigo en el momento de repartir el trabajo en cada turno. Utilizando una terminología entre despectiva y jocosa, se señala a dos funcionarios que tienen que cubrir un servicio que nadie desea y que es objeto de comentarios entre la plantilla.

Y es que desde hace una semana tres parejas de la Policía Local viguesa se turnan las 24 horas al día para vigilar cajas de regalo vacías situadas en la comercial calle del Príncipe y su vecina Eduardo Iglesias. La misión de los agentes es evitar que desaparezcan estos adornos navideños que ha instalado el Concello de acuerdo con los comerciantes de la zona. Se produce así la paradoja de que un material que carece de valor tiene una vigilancia excepcional, algo que carece de precedentes en la ciudad.

La decisión de los mandos policiales ha generado un gran malestar entre los agentes. Según han confirmado fuentes municipales, consideran «humillante y vejatorio» dedicarse a vigilar cajas vacías que carecen de valor. «No es una función policial; los agentes están para otras cosas», afirman.

La sugerencia que plantearon a los mandos fue que se recogieran las cajas al acabar la jornada laboral o bien que se repusieran las que fueran dañadas o desaparecieran. La respuesta del oficial al que se planteó fue que «era una orden política», de acuerdo con las fuentes mencionadas.

El gobierno vigués pretendía que esta vigilancia permanente de cajas vacías durante las 24 horas del día pasara desapercibida. En horario comercial vigilan la calle del Príncipe parejas de agentes de paisano y por la noche, turno en el que todos los policías trabajan de uniforme, acuden de forma visible, pero los viandantes son ya escasos.

Ante una medida que consideran irracional, algunos funcionarios han echado cuentas del coste de un servicio que comenzó el pasado día 5 y está previsto mantener hasta que pase el día de Reyes. «Destinar seis agentes cada jornada a esta labor tiene un coste estimado de 14.000 euros, una cifra que multiplica por cien, o más, el valor de las cajas que protegen», explica uno de ellos.

Además del económico, esta vigilancia plantea otro tipo de inconvenientes ya que destinar agentes a este fin supone retirarlos de otros cometidos. Así, cinco parejas vigilan la ciudad cada noche en sus respectivas zonas. Al destinar dos agentes a la calle del Príncipe, uno de estos sectores queda abandonado y tiene que añadirlo otra pareja a su demarcación.

Lo más curioso es que los agentes no están solos, y eso es especialmente visible por la noche. Les acompaña un vigilante de la propia asociación de comerciantes y otro de un centro comercial de esta calle.

Por su parte, los comerciantes están encantados con esta vigilancia y con el Concello por colocar las cajas que simulan regalos navideños, una decoración que previamente negoció con el sector.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
77 votos

Caballero ordena a seis policías vigilar las 24 horas cajas vacías en la calle