Portugal fuma marihuana de la «raia»

Las constantes incautaciones de plantaciones, de Tui a Arbo, son solo la punta del iceberg de un negocio silencioso que se expande más allá del Miño con clientes de todos los tamaños

95 plantas incautadas en un galpón con otras estancias con 200 vegetales más secando
95 plantas incautadas en un galpón con otras estancias con 200 vegetales más secando

VIGO / LA VOZ

Las incautaciones se suceden semanalmente sin desestabilizar los precios de mercado. Más de 1.000 plantas fue la última muesca. Aparecieron dentro en una vivienda que se iba a desahuciar en Redondela. La penúltima aprehensión, ya en Salceda, se atribuye a un joven que rentabilizaba una finca de su madre con 76 plantas floreando a la luz del sol. De exterior, más rentable que el cultivo de interior, con luz artificial, y más discreto. También implica plantas más grandes y de mayor producción. Para dimensionar: de un vegetal al aire libre se puede obtener hasta medio kilos limpio de hojas y ramas. Cogollo puro y duro que, a pie de calle, cuesta 1.000 euros. De prosperar la plantación de Salceda hubiese generado un beneficio más que lucrativo. Ya la semana pasada se localizaron otras seis plantaciones de marihuana en los municipios de Salvaterra, As Neves y Tui.

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

Portugal fuma marihuana de la «raia»