«Tenemos mucho miedo»

Los padres de alumnos del colegio Igrexa de Chapela alertan del peligro que supondrá para sus hijos la apertura del tercer carril de la autopista justo pegado al centro escolar

.

redondela / la voz

Madres y padres de los escolares del colegio Igrexa de Chapela están indignados. El motivo es la próxima apertura de un carril en la AP-9 que pasaría a menos de dos metros de donde estudian sus hijos, pegado al centro. «Tenemos mucho miedo. No nos queremos imaginar qué pasaría si hay un accidente en ese carril», se lamenta Mónica Montes, que es a su vez portavoz del AMPA del centro.

Recientemente, el ministerio de Fomento ha empezado a levantar un muro en la parte delantera del colegio para proteger a los niños en caso de accidente en la autopista. «Nos dijeron que sino aceptábamos que construyeran ese muro, nosotras seríamos las responsables si pasase una desgracias». Según Montes, esas fueron las palabras del Concello y de los portavoces de Fomento cuando propusieron a la asociación de padres que votasen para levantar esa pared enladrillada. «Muchos votaron que sí por miedo», asegura. La portavoz del AMPA se pronuncia en la misma línea que todos los grupos de la oposición de Redondela, que aseguran que el levantamiento de ese muro es la excusa de Fomento para abrir cuanto antes el nuevo carril de la autopista.

La asociación de vecinos de Chapela y varias familias afectadas aseguran que harán todo lo posible para evitar la apertura de ese carril. En caso de que no lo consigan, algunos padres aseguran que no matricularán a sus hijos en el colegio Igrexa debido al peligro que podría suponer la cercanía del nuevo vial. Mónica Montes asegura que algunos ya han decidido cambiar a su hijo de colegio mientras que otros siguen a la espera de que el gobierno municipal cumpla su promesa de trasladar el centro a otro lugar.

«Temos a esperanza de que levanten o colexio noutro sitio. Pero se non seguen as movilizacións, non farán nada. O novo carril non se pode abrir ata que trasladen o colexio», asegura el presidente de la asociación de vecinos de Chapela, Marcial Pérez.

En un acto en el que estuvieron los portavoces de casi todos los grupos políticos de la oposición redondelana y algunas madres de los niños del centro afectado, todos acusaron al gobierno municipal de ser cómplice del ministerio de Fomento y de Audasa y de no mover ni un dedo para detener esta situación, a la que otra de las madres afectadas, Patricia López, definió como «una aberración».

La asociación de vecinos asegura que continuarán con las movilizaciones para intentar que no se abra ese nuevo carril.

Las obras se están realizando con los profesores dentro

Mientras Fomento procede a la demolición parcial del colegio Igrexa de Chapela y a levantar un muro teóricamente para proteger al personal docente y a los alumnos de la cercanía de la autopista, los profesores siguen trabajando en el interior del centro intentando aislarse, pues todavía no se han ido de vacaciones. «É un auténtico perigo», se lamenta el presidente de la asociación de vecinos de Chapela, Marcial Pérez. Pese a que todavía no se ha abierto el nuevo carril, la entrada del colegio Igrexa está a escasos cinco metros de la AP-9. «Se un camión ten un accidente, aquí pode pasar unha desgracia», se lamenta Marcial Pérez.

Incorporarse a la AP-9 por la entrada de Chapela ya es un auténtico peligro

Aunque todavía no se ha abierto el tercer carril, entrar ahora mismo en la AP-9 por Chapela se ha convertido en una acción de alto riesgo. Pese a que, debido a las obras, la velocidad máxima señalizada es de 50 kilómetros por hora, pocos conductores respetan ese límite. Además, el carril de incorporación a la autopista desde Chapela apenas deja espacio a los coches que quieren entrar, lo que muchas veces provoca un atasco en dicho carril y genera un enorme riesgo de accidente debido a la falta de visibilidad que tienen los conductores que se incorporan a la AP-9.

«Xúntanse todos os componentes para que haxa un accidente. E iso que todavía non se abriu ese tercer carril», asegura Marcial Pérez, presidente vecinal. Todavía no se ha producido ningún accidente grave en ese tramo, pero los vecinos no creen que tarde mucho en ocurrir si Audasa no modifica lo que han calificado como «una chapuza». «O que están facendo en Chapela é unha auténtica desfeita. O goberno local e o Ministerio de Fomento non queren reunirse cos grupos políticos», se lamenta el portavoz del grupo socialista de Redondela, Eduardo Reguera, que da la razón a los residentes como el resto de la oposición.

Votación
6 votos
Comentarios

«Tenemos mucho miedo»