Armas de fuego: ¿Qué permite la ley y cómo se burla?

J.R REDACCIÓN / LA VOZ

PONTEAREAS

CAPOTILLO

El arsenal localizado en Ponteareas recuerda que Internet oferta sin censura todo tipo de piezas a golpe de clic

04 jun 2019 . Actualizado a las 18:46 h.

Las 84 armas de fuego localizadas al coleccionista Pedro R. en Ponteareas son el mejor ejemplo de hasta qué punto la venta por Internet, y el posterior envió al cliente, puede saltarse a la torera la regulación española. Otro ejemplo ilustrativo, también en Galicia, trascendió en el 2015 con el arsenal requisado a un militar retirado en A Coruña que compilaba armas requisadas en operaciones internacionales en Irak, Líbano y Bosnia. Dos formas de colectar que reabren el debate -en parte alentado por VOX durante la campaña de las generales- sobre lo fácil que resulta armarse hasta los dientes sin más ayuda que una simple conexión a Internet y varios miles de euros.

¿Se pueden tener?

Resulta obligatorio tener la licencia de armas, ya que está prohibido portar o tenerlas sin autorización. Los requisitos incluyen ser mayor de edad, superar una prueba teórica (incluye el estudio del reglamento de armas) y otra práctica y un examen psicotécnico.

¿Y en casa?

En condiciones muy estrictas. Puede ser corta o larga siempre que no estén prohibidas para particulares. También se requiere una acreditación de su valor histórico o artístico y las guías de pertenencias, que se obtienen tras un informe de aptitudes psicofísicas. La Guardia Civil, recuerda en su web, tendrá que expedir a mayores una guía de pertenencia a los propietarios.