Roban el cruceiro de la iglesia de Liñares

De la cruz de piedra que había sido donada por un feligrés el año pasado, solo queda el pedestal


Vigo / La Voz

Don Benito, el cura de Liñares, no para de hacerse cruces por si el demonio anda cerca. El párroco se ocupa también de la capilla del hospital Álvaro Cunqueiro, que el pasado mes de enero fue objeto de un saqueo que tuvo como botín el sagrario con la santa forma. Hoy, mientras oficiaba misa en el centro hospitalario, le dieron la noticia de que la iglesia en la que es titular, la de la parroquia de San Miguel de Oia, había amanecido sin el cruceiro que desde mayo del año pasado destacaba en el jardín del templo. Los ladrones se llevaron el fuste y la cruz, y solo quedó la peana. Aunque la iglesia está rodeada de casas, nadie oyó nada a pesar de que no es fácil desmontar y trasladar semejante pieza de grandes dimensiones.  

El cruceiro fue instalado en mayo del año pasado por la familia viguesa que lo donó. Es una pieza de los años 60 que estaba en una finca que iban a vender y no quisieron dejarlo allí. El donante, que hizo la entrega a la parroquia anónimamente y sigue prefiriendo actuar con discreción, argumenta que «aunque no era una pieza catalogada, quizás dentro de 50 años sí lo sería y si estas cosas no se denuncian porque la pieza no está en un listado de Patrimonio, da igual. Y no es así». El caso ha sido denunciado ante la Policía Nacional. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Roban el cruceiro de la iglesia de Liñares