Pontevedra muestra su repulsa frente a la violencia machista

Las concentraciones y minutos de silencio se suceden tras el asesinato de una mujer en Gondomar


Pontevedra / La Voz

De nuevo, los pontevedreses se echaron este viernes a la calle, tanto en la capital provincial como en los concellos de la comarca, para mostrar su repulsa frente a la violencia machista. En el caso de la Subdelegación del Gobierno, Maica Larriba presidió el minuto de silencio convocado en homenaje a la última víctima de esta violencia, Soledad Rey Valverde, «asasinada o mércores polo seu marido na localidade de Gondomar e que acaba de ser recoñecida oficialmente como vítima de violencia de xénero».

De este modo, en lo que va de año son ya 42 las mujeres que han sido asesinadas por sus parejas o exparejas, tres de ellas en Galicia.

Maica Larriba lamentó el hecho de que «unha vez máis a violencia machista acaba coa vida dunha muller, que ademais deixa un fillo desamparado, cunha diversidade funcional profunda, para o que vivía». Es por ello que hizo un llamamiento a la sociedad para que no decaiga en la lucha contra esta lacra social hasta lograr evitar que se produzcan nuevas muertas.

Es por ello que Larriba instó a todos aquellos que tengan conocimiento de algún episodio de violencia de género, lo denuncie porque «pode estar en risco a vida dunha muller». De igual modo, dejó claro que la Larriba quiso recordar a todas as mulleres que no están solas: «Somos todas, xunto á sociedade, as que estamos implicadas en acabar con esta lacra, porque nos queremos vivas».

Concentraciones similares se han desarrollado ya en Poio, mientras que esta tarde se ha convocado otras a las puertas de la Audiencia de Pontevedra, en Bueu y en Vilaboa.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Pontevedra muestra su repulsa frente a la violencia machista