Los bomberos de guardia no retirarán nidos de velutina en O Val Miñor

La Mancomunidad buscará alternativas para seguir priorizando las emergencias


gondomar / la voz

Los bomberos de O Val Miñor ya pueden volver al minuto como máximo tiempo de reacción ante una emergencia. Este era la media que mantenían los doce efectivos del Grupo de Emergencias Supramunicipal (GES), hasta que se triplicaron las llamadas para que acudieran también a retirar nidos de avispas velutinas. El alcalde de Gondomar, presidente de este ente supramunicipal, recogió el guante que le lanzó la delegada sindical de la agrupación, Rosi Pereira, y ayer mostró su total conformidad y comprensión con su advertencia. El servicio se estaba viendo afectado por la imposibilidad material y humana de compaginar la retirada de nidos con la atención de emergencias y el regidor no vaciló al decidir las prioridades.

«Efectivamente, lo importante es que el retén de guardia esté en la base del GES para poder atender las emergencias en tiempo y forma. Tenemos que ser conscientes de que en verano hay 100.000 personas en la comarca, somos un referente cultural y turístico y hay que estar a la altura», confirmó el regidor. Ferreira no dudó en eximir del servicio de retirada de nidos al retén de guardia «porque la prioridad son las emergencias» pero también comparte con el GES la necesidad de buscar una alternativa para hacer frente a la problemática de los nidos. «Tendremos que ponernos de acuerdo para ver la manera, en coordinación con los propios bomberos, de que acudan a esa labor algunos de refuerzo, bien sea pagando horas extras o como se decida porque es otro problema real de la población», advirtió el regidor.

Ferreira criticó que la Xunta no asuma la retirada de los nidos «aunque es su competencia» y quiso destacar la labor del grupo de la asociación de apicultores de Gondomar, que asume este trabajo con el respaldo logístico o humano del propio Concello. Anunció además el alcalde, con motivo de la publicación en el BOP ayer mismo también del primer convenio suscrito entre la Mancomunidad de O Val Miñor y el GES, que la contratación de seis nuevos bomberos «será lo más inmediata posible, ya se están redactando las bases». «La subida salarial era un acto de justicia, se requiere formación profesional y dedicación exclusiva», dijo. Hasta ahora cobraban 850 euros y pasarán a percibir los 1.500 que contempla el convenio.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Los bomberos de guardia no retirarán nidos de velutina en O Val Miñor