La Universidad usará drones para localizar caballos gallegos

La institución académica y comuneros de la provincia unen esfuerzos para conservar una raza singular


Pontevedra / la voz

Dos grupos de investigación del campus de Pontevedra y comuneros de la provincia unen esfuerzos en un proyecto que busca poner en valor el caballo gallego de monte.

Según explicó Enrique Valero, director del grupo de investigación AF-4 de la Escuela de Forestales, en esta segunda fase se dará continuidad al trabajo realizado hace dos años. En concreto, se abordará la problemática de estos caballos y se hará una comparativa entre el sur y el norte de la comunidad. Una de las novedades será la aplicación de aviones no tripulados (drones), ya que no siempre es fácil localizar a los equinos, apuntó Valero.

En la primera fase del proyecto se actuó en la Serra do Cando y en la parroquia de Estacas, en Fornelos de Montes, donde las poblaciones de estos caballos se han visto reducidas. La responsable del proyecto, Xana Álvarez, dijo que pueden quedar en torno a 500 ejemplares, mientras que en Estacas no llegan a 50 cuando hace treinta años había 300.

Otro de los aspectos sobre los que se va a incidir es la difusión. Para ello el grupo AF-4 cuenta con la colaboración del grupo de investigación Sepcom, de la Facultad de Ciencias Sociales y de la Comunicación. El profesor Oswaldo García indicó que quiere aprovechar el potencial de las nuevas herramientas de comunicación «para llegar a un público al que normalmente no se llega». La labor de este grupo será lanzar una campaña audiovisual con la información de los vuelos de los drones y darle un empujón a la difusión de la investigación a través de las redes sociales.

Los comuneros agradecieron la colaboración de la Universidad para contribuir a preservar todo lo que representa el caballo de monte. Raimundo Domínguez, de los comuneros de Estacas (Fornelos de Montes), indicó que es importante conservar esta raza autóctona que actúa como «bombero del monte». «El principal problema es que hoy ya no se vive del rural. En el año 1985 nuestra cabaña caballar era de 300 ejemplares, ahora son unos 30 y tenemos un monte bastante grande. Hay que destacar que también se puede vivir del rural, hay que dar alternativas para los jóvenes y cambiar el chip», remachó Raimundo Domínguez.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
2 votos
Comentarios

La Universidad usará drones para localizar caballos gallegos